Foto: El siglo de torreón-Vanguardia.

Y Jesús Torres Charles, el polémico excolaborador de los Moreira, regresa a la función pública en el SAT

Tal vez lo recuerden por formar parte del equipo del exgobernador priista de Coahuila, Rubén Moreira, como exprocurador de Justicia de ese estado durante la gestión de Humberto Moreira o… por la polémica foto de él en un Ferrari F430 F1 Spider. En contexto del cambio de gobierno, medios de comunicación han dado a conocer que Jesús Torres Charles regresó a la función pública con la cuarta transformación.

De acuerdo con los reportes, Jesús Torres es administrador Central de Investigación Aduanera del Servicio de Administración Tributaria (SAT) —es decir, se encarga de investigar los delitos en las aduanas, el comercio ilegal y realizar inspecciones fiscales—. Sin embargo, esta información ha causado —de nueva cuenta— polémica, pues los antecedentes de Torres Charles no son los mejores.

Foto: Vanguardia.

Jesús Torres Charles

Gran parte de su historial político es vinculado con los hermanos Moreira. Vale recordar que Jesús Torres fue procurador de Justicia de Coahuila en la gestión de Humberto Moreira (2005-2011). Sin embargo, en el tiempo en el que desempeñó su cargo, Coahuila vivió una de las etapas más complejas en cuanto a inseguridad, desapariciones forzadas y violencia.

Foto: El Siglo de Torreón.

Luego, llegó el hermano, Rubén Moreira —diputado federal del PRI—, a la gubernatura del estado y ahí Jesús Torres se convirtió en asesor jurídico, cosa que no duró mucho pues en 2012 pidió licencia al cargo —en contexto de la investigación de la PGR que relacionó a Humberto Moreira con los zetas—.

Finalmente, de acuerdo con la PGR (Procuraduría General de la República), Torres fue señalado por desviar las  investigaciones contra los zetas. Lo último que supimos de Torres Charles fue la declaración que hizo sobre su foto en un Ferrari, en 2018, cuando dijo ante las críticas: “Hace mucho que no soy servidor público, no tengo que darle cuentas a nadie…”

**Foto de portada:  El Siglo de Torreón-Vanguardia.