Hoy en Las Locas Aventuras de Jesusa: la legisladora preferida de los taqueros mexicanos volvió a hacer de las suyas. Jesusa Rodriguez se juntó con la también senadora de Morena, Ana Lilia Rivera —y con una versión piñata de los Minions—, para hacer un extraño performance que busca defender al maíz nativo de todas las amenazas neoliberales.

La cosa era para proteger el maíz mexicano de enemigos como “el chahuiztle transgénico”, la codicia, las patentes internacionales y el capital transnacional. De verdad, échenle un ojo a la presentación entera, no tiene pierde:

Entre un chorazo mágico —y que las cabezas de maíz van a rondar por nuestras pesadillas— tal vez no se enteraron que todo este espectáculo fue la presentación de la Ley Federal para el Fomento y Protección el Maíz Nativo.  Sin importar cómo le quiera decir: “planta prodigiosa”, “primera gracia divina” o “secreto de la naturaleza”, el chiste es poner en marcha una serie de importantes protecciones para el maíz mexicano. 

jesusa-rodriguez-video-maiz-presentacion

Totomoxtle y Ku Klux Klan tienen el mismo número de letras. ¿Coincidencia? No lo creo

Como se siente plenamente agradecida porque el maíz le hizo los brazos, las piernas y la carne —textual—, Jesusa Rodríguez quiere darle 5 cosas de regreso a la “creación más perfecta de la humanidad”: 

  1. Declarar al maíz nativo como patrimonio alimentario nacional
  2. Fomentar su desarrollo sustentable
  3. Promover su productividad, competitividad y biodiversidad
  4. Promover actividades de sus productores originarios
  5. Establecer mecanismos de protección para su crecimiento sostenible

En el concurso de ‘A ver quién puede hacer más enredado un anuncio de ley’  también le entró la senadora Ana Lilia Rivera para avisar que, si esta ley se acepta en las cámaras, existirá un programa nacional de semillas en condiciones de equidad  y un Consejo Nacional del Maíz a cargo del Presidente.

“Sin maíz no hay país”… ni tortillas para los taquitos de carnitas.