Tras casi una semana de estar detenido, finalmente este lunes un juez de segunda instancia ordenó la puesta en libertad del expresidente de Brasil, Michel Temer, quien está señalado por estar implicado en el caso Lava Jato. En ese sentido, lo acusan de liderar una organización criminal que habría recibido sobornos durante 40 años por contratos públicos.

Ya de paso, el magistrado Antonio Ivan Athié, ordenó poner en libertad también al exministro Wellington Moreira Franco.

El juez que ordenó la liberación, es el mismo que acusa al expresidente Temer de ser el líder de una organización criminal que desvió unos 450 millones de euros que se iban a utilizar a la construcción de la central nuclear Angra 3 en Río de Janeiro.

Fue detenido la semana pasada en la ciudad de São Paulo, en Brasil, y no fue el único. Junto con él fueron detenidos su exministro de Minas y Energía, Moreira Franco.

Según Folha de São Paulo, Antunes Sobrinho declaró a las autoridades brasileñas que la empresa de la cual es socio mayoritario habría pagado sobornos a Michel Temer para su campaña electoral. Según las investigaciones, el empresario soltó la sopa en junio pasado, confirmando que dio un millón de reales al coronel Joao Baptista Lima, amigo y supuesto operador de Temer.