Con notas como ésta nos preguntamos que #”%&%$ le pasa a la humanidad. La tarde del pasado lunes 17 de junio, a un perrito de la calle llamado “Chincolo” le enterraron unas tijeras en su ojo izquierdo, mismas que también perforaron su cráneo. Ocurrió en el poblado de San Miguel Xaltocan, en el Estado de México.

La urgencia inmediata de los vecinos de la zona fue trasladar al perrito al veterinario para que recibiera atención médica, situación que fue posible gracias a la organización protectora de animales ‘Mundo Patitas’.

Esta cruel historia se hizo viral rápidamente en redes sociales y las exigencias de justicia fueron cada vez más fuertes. Recientemente en la plataforma Change.org se lanzó una petición para la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (entre otras instituciones) para exigir #JusticiaParaChincolo.

De acuerdo con lo anterior, los habitantes de la zona identificaron a Candido Martínez como el presunto responsable del ataque en contra de este perrito y declararon que no es la primera vez, que cuenta con un amplio historial de maltrato animal.

El texto señala que ya se presentó una denuncia ante la Fiscalía pero se requiere el apoyo de la ciudadanía para que se haga cumplir la ley y castiguen al responsable.

“Merecen protección y justicia, así como se exige justicia a diario para crímenes hacia los humanos también debe haberla para los más indefensos, son almas puras que como humanos nos hemos encargado de malear como casi la mayoría de las cosas que nuestro planeta nos da, JUSTICIA PARA CHINCOLO, CASTIGO A SU AGRESOR!” se lee en la petición que hasta la publicación de esta nota lleva más de 31 mil firmas recolectadas. 

Foto destacada ilustrativa*