Foto: Yerania Rolón / Proceso

Denuncian a Yunes por desvíos millonarios; “no responderé a señalamientos torpes”, dice

Pues Miguel Ángel Yunes, el exgobernador de Veracruz que tanto presumió su intensa lucha contra la corrupción (con el bote para Javidú como su mayor medalla), ahora resulta que es acusado de igual andar de mañoso. Habrá que ver cómo continúa el caso.

Según la denuncia que ya se realizó ante la Fiscalía General de la República (FGR), el buen Yunes habría desviado la cantidad de 36 mil millones de pesos, esto apenas en su primer año como gobernador de Veracruz. Aunque algunos medios indican que el valor de las transas sería mayor: por ahí de 54 mmdp, señala La Jornada.  El caso es que hubo desvío de recurso.

Lo anterior fue detectado por el Órgano de Fiscalización de Veracruz, el cual está adscrito al Congreso de la entidad. Entre las transas que fueron detectadas está una hecha desde el Sistema de Videovigilancia, el cual pagó mil 100 millones de pesos por la colocación de más de 6 mil cámaras… sin embargo, como que la empresa denominada Comtelsat SA de CV le dio gato por liebre.

“De las irregularidades más recurrentes es que las cámaras no realizan el escaneo de las placas vehiculares, el modelo de la cámara es diferente a lo establecido en el contrato”, explicó el auditor general, Lorenzo Portilla.

Como era de esperarse, Yunes Linares respondió a las acusaciones vertidas en la querella de Portilla. No para explicar qué pasó con las supuestas transas… sino nomás para señalar que no dirá nada del asunto… pues porque ya está en modalidad relax. “Desde el pasado 1 de diciembre estoy fuera de Veracruz dedicado a trabajar, estudiar y hacer deporte”, señaló el exmandatario.

 

Según Yunes, las acusaciones en su contra no son más que una “caja china” con la que intentan desviar la atención “de los temas que lastiman a los veracruzanos” (claro, como no duelen 36 mmdp,)… además, agregó, la denuncia nomás la hizo el auditor Portilla para buscar su reelección.

Miguel Ángel Yunes acusó que al auditor del Órgano de Fiscalización de proteger a Javier Duarte y a demás flamantes exfuncionarios. “Por ello no responderé señalamientos falsos y torpes; sería hacerles el juego”, remato el exgobernador… aunque, cabe señalar que durante su administración, Yunes mantuvo en su cargo a Portilla.

No es la primera denuncia que le cae a Yunes Linares. En noviembre del año pasado se le acusó de tortura. La acusación, hecha por el exdirector General de los Servicios Periciales y el exfiscal Auxiliar del Fiscal Regional Zona Centro de Xalapa, Gilberto Aguirre Garz,  implica también al que fuera fiscal general durante la administración del panista, Jorge Winckler.