El Museo del Estanquillo es un museo relativamente nuevo que vale la pena conocer. Fue fundado en el año 2006 a partir del deseo de Carlos Monsiváis de compartir su colección con la gente. Si les interesa conocer diversas perspectivas y puntos de vista del México reciente, y pasar un buen rato, la visita a este espacio es obligatoria. El museo cuenta con tres salas de exhibición, en las que, de forma temporal, se muestran diferentes exposiciones con las colecciones de Carlos Monsiváis, así como una sala de lectura con más de 2 mil libros con temática especializada, principalmente en historia de México, literatura y bellas artes. Además tiene una terraza que funge como cafetería y librería en la que pueden pasar un buen rato y observar el Centro Histórico desde las alturas, asistir a diversos eventos y –si no pueden resistir el impulso– tomarse la obligatoria selfie.

Terraza del Museo del Estanquillo

vía Facebook

Es un espacio que cuenta con más de 20,000 piezas, entre las que podemos encontrar documentos históricos, pinturas, fotografías, dibujos, grabados, partituras, caricaturas, miniaturas y maquetas. De ahí su nombre, ya que establece una analogía con los pequeños comercios que solían conocerse como “estanquillos”, en los que era posible adquirir prácticamente de todo.

En el museo podemos encontrar obras representativas de Teodoro Torres y Susana Navarro, Roberto Ruiz, Teresa Nava, Claudio Linatti, Constantino Escalante, José Guadalupe Posada, Julio Ruelas, Leopoldo Méndez y el Taller de la Gráfica Popular, Miguel Covarrubias, Lola y Manuel Álvarez Bravo, Mariana Yampolsky, Nacho López, Héctor García, Armando Herrera, Vicente Rojo, Francisco Toledo, Rafael Barajas “El fisgón”, Andrés Audiffred, Alberto Isaac, Eduardo del Río “Rius”, entre otros. 

El edificio

El Museo del Estanquillo se encuentra en un edificio que lleva por nombre La Esmeralda, y fue construido a fines del siglo diecinueve para albergar una de las más lujosas joyerías del país: La Esmeralda Hauser-Zivy y Compañía. Fue construido por los arquitectos Eleuterio Méndez y Francisco Serrano e inaugurado el 27 de noviembre de 1892 por el presidente Porfirio Díaz. La Esmeralda sufrió cambios diversos: de joyería pasó a oficina de gobierno, posteriormente fue sucursal bancaria y en algún momento llegó a ser una discoteca llamada La Opulencia. Fue hasta los primeros años de este siglo que se inició un proceso de recuperación para poder albergar y mostrar al público, las colecciones de Carlos Monsiváis.

Exposiciones actuales y actividades

Una crónica de la nota roja en México. De Posada a Metinides y del Tigre de Santa Julia al Crimen Organizado

En la Sala 3 pueden encontrar esta muestra que tiene por objeto principal al género periodístico que se dedica a cubrir los hechos de sangre: los accidentes, asesinatos, robos, linchamientos, violación de personas, actos de tortura, asesinatos, etc. Esta crónica visual histórica busca generar una reflexión entorno a la normalización de la nota roja en la vida cotidiana del mundo y de nuestro país. La muestra estará hasta el 11 septiembre, así que aún tienen tiempo para ir con calma.

Taller “Caliente… los humores con el chiste, la risa y el albur en la nota roja”

En este divertido taller aprenderán formas de lidiar con lo no verbalizable, lo risible y estrategias de consumo contemporáneo. Se llevará a cabo los lunes y miércoles de 4 a 7 de la tarde, del 19 al 29 junio.

Homenaje 

Además, este sábado 17 de junio se realizará un homenaje al buen Monsi en la terraza del museo. En el evento habrá conferencias, talleres y lecturas en voz alta. El evento iniciará a las 11 y finalizará hasta las 19 hrs.

Concierto de Ariel Noriega

Ariel y su Venadito Son tocarán el domingo 17 de junio. Podrán escuchar son, obviamente, bolero, cumbia, blues y ranchera. Además contarán con la participación del bailarín Lalo Carrizosa.

Información general:

El museo abre de miércoles a lunes, de 10:00 a 18:00 horas. Se encuentra en el número 26 de la avenida Francisco I. Madero esquina con Isabel la Católica, en el Centro Histórico. La entrada es gratuita.

Preparen su agenda y disfruten de las actividades gratuitas que el Museo del Estanquillo les tiene para estos días.