Han pasado 16 años desde que el programa “Conduce sin alcohol” se puso en marcha en la Ciudad de México y tal parece que no hemos aprendido nada. En los primeros nueve meses del 2019, han sido ingresadas casi 9 mil personas al Centro de Sanciones Administrativas y de Integración Social, mejor conocido como  el “Torito”, casi mil conductores por mes y eso que apenas comienza la temporada de fiestas que se prestan para convivir y con beber, por lo que ahora, el operativo también se implementará en el día.

La Secretaría de Seguridad Ciudadana, informó que de diciembre del 2018 a septiembre del 2019, la policía ha sorprendido a 8 mil 937 personas al volante que habían rebasado el límite de alcohol permitido en la sangre que es de 0.40 mg/l de alcohol en aire espirado, poniendo en riesgo a la misma cantidad de personas por un posible accidente vial, por lo que fueron remitidos al ‘Torito’, junto con 7 mil 837 vehículos.

Aún no llega diciembre y ya van casi 9 mil que visitan el Torito

PxHere

Hay que reconocer que parte del éxito de este programa es que los elementos que participan en él son incorruptibles, lo que ha permitido sancionar con  20 a 36 horas de detención, a 8 mil 57 son hombres, 869 mujeres e incluso hasta 11 menores de edad, de acuerdo con Excelsior. El problema no es cuántas bebidas alcohólicas ingieras, sino que se ha comprobado científicamente que ante el mínimo nivel de alcohol en la sangre, los reflejos tardan en responder.

Pero esto no se acaba hasta que se acaba. A través de un comunicado, la dependencia a cargo de Jesús Orta informó que el programa “Conduce Sin Alcohol” será permanente en las 16 alcaldías de la ciudad y se realizará también en horario diurno, es decir, tanto como por la mañana, tarde y noche, con el fin de “inhibir y prevenir que automovilistas de transporte público y privado conduzcan bajo los influjos de alcohol y pongan en peligro la seguridad de los habitantes de nuestra ciudad”.

Aún no llega diciembre y ya van casi 9 mil que visitan el Torito

Twitter

Aclarando que las actividades se realizarán de forma aleatoria en diversos puntos de la ciudad donde los policías llevarán a cabo la prueba de alcoholemia tanto a conductores de transporte público como a automóviles privados.

Aunque hagas hasta lo imposible por evadir los operativos del alcoholímetro, consultando cuentas de redes sociales o compartiendo su ubicación, debes ser consciente de que el programa “Conduce sin Alcohol” se creó bajo el principio de prevención para disminuir los accidentes viales originados por conducir en estado de ebriedad. Y siempre será preferible 36 horas en el Torito a pasar muchos años en la cárcel *toco madera* por culpa de unos ‘drinks’.