Todo está listo para el cambio de gobierno y la toma de protesta de AMLO como presidente de México. Entre los preparativos, José Ramón Amieva, jefe de Gobierno CDMX, anunció que se duplicará el número de policías para el operativo de seguridad que se llevará a cabo el sábado 1 de diciembre.

De acuerdo con la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) , se trata de cinco mil 921 elementos que llevarán a cabo el operativo en las inmediaciones de San Lázaro y el Zócalo CDMX. Además, se realizará un dispositivo especial para agilizar los traslados de los invitados especiales a los eventos en el Congreso y Palacio Nacional.

En contexto de la entrega de 97 patrullas de la SSP, José Ramón Amieva detalló que la policía CDMX verificará la zona y los dispositivos de tránsito en los circuitos de Congreso de la Unión —ubicado en la alcaldía Venustiano Carranza— y Palacio Nacional —ubicado en Cuauhtémoc—.

Además, al operativo de seguridad también le entrará la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y desde las instalaciones de la SSP CDMX se realizará el monitoreo del operativo —en el C5 (Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano de la capital).

Además, la Sedena también brindará seguridad a los invitados de AMLO en Palacio Nacional —donde se recibirá a jefes de Estado y figuras políticas—. Por lo pronto, se sabe que estos personajes políticos se hospedan en la zona hotelera de Reforma y Polanco.

“Ya tenemos jefes, representantes de estados; tenemos personalidades que ya han llegado, que han sido acompañadas desde el aeropuerto a sus sitios de pernocta, de estancia y que así será para su arribo tranquilo y seguro al Congreso de la Unión, a la Cámara de Diputados. Y asimismo para los eventos que tendrán lugar tanto en el Palacio Nacional como en el Zócalo capitalino. Y, además, acompañar a la ciudadanía que vengan con toda tranquilidad, explicó Amieva a medios.

**Foto de portada:  @amievajoserra