Sin decir “agua va” (sólo por ahí algunos rumores), transportistas de Nuevo León realizaron esta mañana un paro de labores que, según reporta Milenio, terminó a las 7:00 de la mañana… pero sin llegar a un arreglo en su exigencia de aumento en las tarifas: nomás una probadita de lo que sería si deciden hacer una manifestación más masiva y prolongada.

Según reporta al diario capitalino, el paro comenzó a las 4:00 de la mañana de este lunes 29 de abril… hora en la que ya mucha gente se dispone a ir a la chamba. Entonces, como es de suponerse, se afectó a varios usuarios, sobre todo porque la falta de servicio se combinó con el regreso a clases, al terminar el periodo vacacional de los chamacos.

“De nueva cuenta la incapacidad del gobierno del Estado de llegar a un acuerdo con los transportistas afecta a miles de usuarios. Se los hemos dicho, si no pueden dar un buen servicio que se les retire la concesión, ¡con esto no hay excusa!”, reclamó en redes el coordinador de la bancada del PRI en el Congreso de Nuevo León, Francisco Cienfuegos.

Según lo que políticos regios comentaron en redes, la exigencia de los transportistas no será atendida… así que a ver qué tal se pone la situación en los próximos días. Además de lo indicado por el priista Cienfuegos, el senador del PAN, Víctor Fuentes, se sumó a las críticas contra los transportistas y, además, comenzó a correr el hashtag #NoAltarifazo.” Reprobamos el exceso. Los permisionarios del transporte público no son dueños de nuestro destino”.

De acuerdo con el vocero de los transportistas de Nuevo León, José González, aunque no hubo unidades ofreciendo servicio en la zona metropolitana de Nuevo León, no se trató de un paro… sino de una medida de “austeridad” para poder sacar la cuenta con los costos que representa ofrecer servicio. “Es lamentable que se haya tenido que llegar a este punto (…) han aumentado los costos, nada más el diesel en un 73%, sin que se haya reflejado ese incremento en los ingresos, que puede o no a través de la tarifa. Puede ser por medio de un subsidio, como sucede en el mundo civilizado”, criticó el vocero.

González señaló que esta mañana se notó más la medida de “austeridad”, debido a la dificultad que para muchos operadores representó volver a la chamba de manera regular, tras el “bache” en sus ingresos que representaron las vacaciones de Semana Santa.

El vocero advirtió que se seguirán tomando medidas para economizar los gastos del servicio, sobre todo reduciendo los horarios de operación de las unidades de transporte: “no van a estar circulando los camiones a medianoche sin pasaje”, apuntó. Así que si viven por la tierra del Bronco  y usan transporte público por la noche, vayan previniéndose, ya que se prevé que no haya vehículos ofreciendo servicio… o, no muchos. “Va a recortarse el horario de servicio, precisamente porque ya no alcanza el combustible”.

Según el vocero de los transportistas, el último vehículo que ofrecerá servicio saldrá alrededor de las 21-22 horas… además, de no llegar a un arreglo, hay planes para los próximos días se presenta la misma situación de hoy.