Foto: Miguel Tovar/LatinContent/Getty Images

Esto es lo más reciente sobre el caso #GobiernoEspía y Pegasus

El caso #GobiernoEspía sigue brindando nueva información. Ayer, 28 de junio, se dieron a conocer detalles inéditos sobre el proceso de adquisición del malware Pegasus, con el cual se intentó espiar a periodistas, activistas y defensores de derechos humanos. De acuerdo con información revelada por el periodista Carlos Puig, el programa fue comprado en octubre de 2014, cuando Jesús Murillo Karam todavía era titular de la Procuraduría General de la República (PGR) y Tomás Zerón fungía como cabeza de la Agencia de Investigación Criminal (AIC). Sin embargo, el software no fue terminado de instalar sino hasta marzo de 2015, cuando la PGR ya tenía una nueva encargada: Arely Gómez González.

La investigación publicada por Milenio Diario indica que a partir de noviembre de 2015, fecha en que se produjeron los intentos de espionaje, el manejo del malware estuvo en manos de la procuradora Gómez González. El encargado de “administrar y operar” el sistema, según consta en los documentos, fue Christian Noé Ramírez Gutiérrez, quien entonces era jefe de oficina de la procuradora General de la República y actualmente trabaja como coordinador general de Órganos de Vigilancia y Control de la Secretaría de la Función Pública (SFP). De acuerdo con las pruebas a las que tuvo acceso el medio, se capacitaron a 25 personas —en un lapso de cinco días— para operar Pegasus. El programa, revela el reportaje, tenía la capacidad de espiar hasta a 500 personas de manera simultánea.

La periodista Denise Maerker dio a conocer, por otra parte, que el software Pegasus fue adquirido por la PGR por más de 32 millones de dólares a la empresa Techbull S.A. de C.V., empresa subsidiaria de Balam Seguridad Privada S.A. de C.V., investigada previamente por la organización Mexicanos contra la Corrupción, quienes detallaron los nexos que tiene con el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto. Según la información presentada en el noticiario En Punto, el contrato, que data de noviembre de 2014, fue firmado por Tomás Zerón, señalado por irregularidades en la investigación del caso Ayotzinapa.

Durante el tiempo de Arely Gómez al frente de la PGR, se operó el malware Pegasus

Foto: Notimex

Y aún hay más en el caso #GobiernoEspía

De acuerdo con The Citizen Lab, laboratorio interdisciplinario de la Universidad de Toronto, Canadá, el malware Pegasus también fue utilizado contra miembros de la oposición. Ricardo Anaya, presidente del Partido Acción Nacional; Fernando Rodríguez Doval, vocero de la organización; y el senador Rodolfo Gil Zuarth fueron atacados con el programa. Los políticos panistas recibieron mensajes infectados, indica la organización, entre junio y julio del 2016, cuando los legisladores estaban discutiendo en el Congreso las leyes anticorrupción. Anaya recibió, en junio del año pasado, un mensaje de texto que hacía referencia a un supuesto artículo del semanario Proceso en el que se le nombraba.

Ricardo Anaya fue espiado con el malware Pegasus

Foto: Citizen Lab

Al legislador Gil Zuarth le llegaron tres mensajes distintos: en uno se le comunicaba la muerte del padre de un amigo, en otro se le compartía un supuesto enlace de Proceso y en uno más se hacía alusión a declaraciones presuntamente hechas por miembros del Partido de la Revolución Democrática (PRD). A Rodríguez Doval le fue enviado un SMS con un vínculo de un artículo del mismo semanario en el que supuestamente se hacía referencia a su persona.

Los panistas denunciaron el intento de espionaje el pasado 21 de junio. “Iremos hasta las últimas consecuencias. No vamos a descansar hasta que los responsables renuncien a sus cargos, sean procesados y encarcelados. El Código Penal Federal establece penas que van de los seis a los doce años de prisión. Y no nos referimos sólo a los autores materiales, nos referimos a los funcionarios de más alto nivel que ordenaron la compra y uso ilegal de estos equipos y programas”, dijo Anaya Cortés.

Gil Zuarth habría sido espiado con software Pegasus

Foto: Citizen Lab