peligro-de-contagio-que-es-marcha-cdmx-pasando-derechos-humanos-vih Aquí nos tocó vivir
Marcha de VIH convocada en redes sociales // Foto: @Alainwho

“Peligro de Contagio”: ¿Por qué las personas que viven con VIH se manifiestan en CDMX?

Un preocupante caso de Derechos Humanos se desató en la CDMX y habla del "delito" conocido como Peligro de Contagio

Peligro de Contagio. No, no es una nueva película que se estrenará en los próximos meses, ni el nombre de una banda de metal alternativo. Es un delito en el Código Penal de México que —aunque muchos no lo conocíamos— se apareció esta semana para poner a los Derechos Humanos en jaque.

Particularmente a los de la comunidad de personas que vive con VIH y su lucha diaria contra la estigmatización.

cura-vih-tiempo-cuando-especialistas-estudios-cerca

Foto: Pexels

Todo empezó por un anuncio de la Fiscalía de la Ciudad de México en el que avisaban que habían detenido a un hombre por el delito de Peligro de Contagio, en relación a un virus de transmisión sexual. 


El hombre fue grabado, publicado en redes sociales y terminó en el Reclusorio Norte. 

De inmediato el caso levanto indignación en las redes sociales. Colectivos, activistas e incluso personal de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) alzaron la voz para cuestionar la criminalización de personas que viven con VIH o la existencia de un delito como el Peligro de Contagio que termina por replicar estigmas sociales.

¿Qué es el Peligro de Contagio?

El Peligro de Contagio es un delito que aparece en Código Penal para el Distrito Federal en el Artículo 159 y habla sobre el “contagio” de enfermedades.

“Al que sabiendo que padece una enfermedad grave en período infectante, ponga en peligro de contagio la salud de otro, por relaciones sexuales u otro medio transmisible, siempre y cuando la víctima no tenga conocimiento de esa circunstancia, se le impondrán prisión de tres meses a tres años y de cincuenta a trescientos días multa”.

Además, contemplan penas de hasta 10 años si la enfermedad es “incurable”.

En esta ocasión, el caso difundido por la Fiscalía —a través de una filtración a medios— contempla que un hombre que vive con VIH fue detenido porque su pareja encontró medicamentos relacionados.

Fue denunciado, detenido y llevado al Reclusorio Norte, donde lo investigan por este delito —pónganle comillas.

¿Por qué la situación es preocupante?

Consultamos a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) —por cierto: ampliamente recomendable— para que nos explicaran la problemática del delito, de este caso y los motivos por los que la sociedad civil está emprendiendo una manifestación.

Y ahí nos enseñaron bastante, pero para hacerlo fácil, nos lo dividieron en 3 puntos complejos.

Primero, que el VIH no se contagia, se transmite. 

Podrán parecer palabras similares, pero la distinción de las vías de transmisión (sanguínea, gestación o sexual) es importante para hablar correctamente de la situación y entonces, desde el título, la ley está empezando con el pie izquierdo.

También, en el segundo, señalaron que vale la pena saber que muchísimas personas viven en México sin saber que tenían VIH por lo poco recurrentes que son las pruebas.

“Esa figura, además de que está mal desde el título, le apuesta a lo punitivo porque criminaliza el vivir con VIH o peor, si uno no sabía, igual te meten a la cárcel”, nos explicaba la CNDH en esta consulta que les hicimos para conocer los argumentos que la sociedad civil y la academia han planteado contra el Peligro de Contagio. 

Nos comentaron la necesidad de cambiar cómo está escrito el delito. 

¿Qué le podrían cambiar? Explicaron que sería necesario que el delito contemple la intención o el dolo para hablar de la transmisión de una condición de salud. Que señale que había malas intenciones.

En estos momentos, eso es un hueco enooorme en la legislación y esa es una propuesta para cubrirlo.

Foto: Cuartoscuro.

Nos explicaron la importancia de cómo el tema social quedó fuera de la discusión. Mientras las leyes mexicanas apuestan por la prisión, quedó pendiente estudiarlo de acuerdo a la estigmatización que pasan las personas que viven con VIH.

Aunque hay una norma que señala que nadie está obligado a contar su diagnóstico de VIH, este tipo de delitos —al señalar y arrestar a alguien por su condición de salud— terminan por violentar ese derecho y hasta publicarlos en redes sociales.

Finalmente, comentaron la importancia de no criminalizar las condiciones de salud y de cómo un sistema punitivo termina por complicar aún más la situación.

La marcha de los colectivos sociales

Este viernes, a las 4 de la tarde, colectivos sociales, activistas y personas con VIH marcharán a la Fiscalía en una manifestación que pide no criminalizar a las personas que viven con esta condición de salud. 

Al caso del hombre detenido por una denuncia le falta mucha información, contexto y muchos meses de investigación —para saber si hubo dolo—, pero la simple posibilidad de que alguien con VIH termine en el Reclusorio Norte por una denuncia se considera sacudida importante para los Derechos Humanos. 

marcha-vih

Marcha de VIH convocada en redes sociales // Foto: @Alainwho

Mientras el proceso avanza, la Fiscalía emitió un comunicado explicando el respeto a las personas que viven con VIH donde incluso, ellos mismos, mencionaban la complicación que el delito de Peligro de Contagio les hace en su trabajo.

Comenta con tu cuenta de Facebook

Top Relacionadas
:)