CIUDAD DE MEXICO 13AGOSTO2019.- Ulises Lara, vocero de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, ofrecio una conferencia de prensa este medio día. En la se de la FOTO: CUARTOSCURO.COM

“No coinciden” las declaraciones de la menor presuntamente violada por policías: PGJ

Una inconsistencia más en el esclarecimiento de las preocupantes acusaciones que involucran a los policías de la alcaldía Azcapotzalco. Este jueves, 15 de agosto, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJ) aseguró que las declaraciones de la menor que presuntamente fue violada en una patrulla “no coinciden” con las investigaciones.

“En suma, con la información que contamos hasta hoy, podemos determinar que el momento, circunstancias, lugar y hechos no coinciden con lo declarado por la víctima”, mencionó Ulises Lara, el vocero de la PGJ, en una contundente conferencia de prensa.

Después de haber filtrado la información personal de la víctima y que la propia Procuraduría tuviera que pedir disculpas por poner a la menor de edad en riesgo —y por haberle generado “pérdida de confianza” en las autoridades—, el mismo vocero apareció este jueves para pedirle a la víctima que coopere con la investigación. “Insistimos en invitar a la familia de la joven y a ella misma, si lo desea, para aportar más elementos y fortalecer la investigación de los hechos”, solicitaba el vocero al micrófono.

Otra inconsistencia presentada por las autoridades es la realización de pruebas de ADN sobre la presunta violación.

En una información que se publicó esta mañana de jueves en algunos medios de circulación nacional —¡ya estuvo con las filtraciones!— se manejó la teoría oficial de que el Ministerio Público de Azcapotzalco no tenía los resultados de las pruebas médicas necesarias para acreditar la violación. “Se perdieron”, decía el titular de la nota en El Universal.

el-universal-caso-violacion-azcapotzalco-pruebas-medicas-policias

Foto: Captura de pantalla

Sin embargo, Ulises Lara, el vocero de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJ) aseguró que sí tienen estos resultados y se llevó a cabo el proceso de manera correcta. “Todos los estudios periciales médicos y psicológicos, especialmente la obtención del ADN del cuerpo y prendas de la víctima se desarrollaron de manera inmediata”, declaró el funcionario capitalino.

Como si no hubiera suficientes complicaciones en la indignante situación que ha desencadenado decenas de protestas y hasta un ataque violentísimo con diamantina rosada… también se publicaron supuestos videos de la noche del asalto.

Los videos aparecieron en la edición nocturna de ‘En Punto’ el programa de Televisa presentado por Denise Maerker. Vean la nota:

Sin embargo, en esas imágenes también hay un enredo bárbaro. A pesar de que la información de la víctima y que la aparición de servicios de emergencia sí coincide con la narración original del evento, las horas en las cámaras de seguridad traen una verdadera fiesta de inconsistencias, aunque aseguran que solo es una falla de programación. Además está el detalle de que las cámaras no son oficiales —o sea, no son del gobierno—, son de casas particulares.

“Nosotros no vamos a sacar conclusiones”, mencionó la presentadora.

Por si necesitan una refrescada de memoria: la menor —cuya información no vamos a mencionar— denunció ante la PGJ haber sido violada en el interior de una patrulla por cuatro policías de la alcaldía Azcapotzalco mientras caminaba de regreso a su casa después de haber salido de fiesta el pasado 3 de agosto.

pgj-caso-violacion-menor-17-anos-policias-azcapotzalco

Foto: Cuartoscuro

Mientras la situación se esclarece, la indignación social sigue presente y las inconsistencias en la investigación dejan mucho qué desear, el caso sigue abierto.