Casual. La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) le bajó el switch a la Máxima Casa de Estudios de nuestro país. En una circular que está dando vueltas por redes sociales, las autoridades de la UNAM acusan que los muchachos de Javier Jiménez Espriú cancelaron un contrato de servicio de internet que se utilizaba en sus instalaciones.

De acuerdo con la circular, la red de internet que apagó la SCT daba servicio a 35 sedes de la UNAM y representaba el 54% de toda su capacidad de conexión.

circular-unam-sin-internet-sct

“Hago de su conocimiento que, durante el reciente periodo de asueto, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) dio por terminado el contrato de servicio de Internet que otorgaba a través de la Red Nacional de Impulso a la Banda Ancha (Red NIBA) a universidades del país”, dice la misiva dirigida a los coordinadores y directores de todos los niveles de las Universidad Nacional Autónoma de México.

La circular está firmada por el Dr. Felipe Bracho Carpizo el picudo de la Dirección General de Cómputo y de Tecnologías de Información y Comunicación dentro de la UNAM.

“La desconexión de Red NIBA ya nos está afectando la calidad del servicio”, dice el funcionario académico. Sin embargo, informa que se están apoyando con otros enlaces de menor capacidad para que no se les caiga completamente el changarro.

Claro, no sería la primera vez que las autoridades federales se la juegan con el internet de las universidades. A principios de mes, la Universidad Autónoma de Zacatecas también pegó el grito al cielo contra la 4T por exactamente la misma situación: les cancelaron el contrato de servicio de la Red NIBA y todos los sitios de la casa de estudios dejaron de funcionar… en pleno cierre académico y administrativo.

Eso sí, para que los alumnos de la UNAM no se queden jugando con el dinosaurio tanto tiempo —el de Google, no el de la 4T—, la misiva dice que la SCT informó que está trabajando para poder reactivar esos enlaces haciendo una licitación pública y poder dar exactamente el mismo servicio, pero con otro proveedor. “Probablemente” en septiembre se restablezca el asunto… aunque “es posible que tarde más”, informa la sonada carta.

La circular fue compartida por Álvaro Delgado, el periodista de Proceso en su cuenta de Twitter.