Finalmente, conforme se acerca la fecha del megacorte al suministro de agua en CDMX y parte del Estado de México, la Secretaría de Educación Pública (SEP) ha dicho que siempre “sí”: las clases se suspenderán los días miércoles 31 de octubre, jueves 1 y viernes 2 de noviembre, en la capital del país.

Mediante un comunicado la SEP informó:

“La decisión se tomó a solicitud de la propia comunidad escolar, de los alcaldes y para salvaguardar la salud de los propios estudiantes ante la posibilidad de la escasez de agua en estos días, y que afectará a la Ciudad de México”.

Vale recordar que la Secretaría de Educación había descartado la suspensión de clases ante el programa de contingencia del Gobierno de la Ciudad de México. Sin embargo, tras un análisis y las peticiones de los centros escolares, alrededor de cuatro mil 300 escuelas públicas —que cuentan con un millón 300 mil alumnos de educación básica— cancelarán sus actividades.

Y, ¿qué hay de las escuelas particulares?

En cuanto a las escuelas privadas, la decisión será de acuerdo a sus “necesidades” y serán sus directores quienes determinen qué días aplicarán la suspensión de clases. Sin embargo, la SEP “invitó” a estos centros educativos a que se sumen a esta acción.

Megacorte en CDMX y Estado de México

Como sabemos, el megacorte —por los trabajos en el Sistema Cutzamala— afectará de manera total a las alcaldías de Miguel Hidalgo y Cuauhtémoc.

Y de manera parcial a: Álvaro Obregón, Azcapotzalco, Benito Juárez, Coyoacán, Cuajimalpa, Iztacalco, Iztapalapa, Magdalena Contreras, Tlalpan, Tláhuac y Venustiano Carranza.

En Estado de México el corte se planea para los municipios de: Toluca, Metepec, Huixquilucan, Cuautitlán Izcalli, Ecatepec, Naucalpan, Tlalnepantla, Tultitlán, Coacalco, Chimalhuacán, Nezahualcóyotl, Cuautitlán México y La Paz.

De acuerdo con las autoridades capitalinas, se espera que el servicio se restablezca el seis de noviembre, así que se prevé una jornada difícil para los capitalinos y mexiquenses —que tendrán que hacer frente al megacorte en las celebraciones de Día de Muertos—.

Por lo pronto, las escuelas públicas de CDMX se blindarán con la suspensión de clases, mientras hospitales y dependencias gubernamentales continuarán con su servicio, gracias al programa de reparto de agua mediante pipas.

**Foto de portada: Milenio.