Importantes datos sobre una problemática que afecta a gran porcentaje de la población no heterosexual que hay en nuestro país.

Según resultados de la Encuesta Nacional sobre Homofobia en el Mundo Laboral en México, una de cada tres personas no heterosexuales ha recibido trato discriminatorio en su trabajo debido a sus preferencias sexuales, pero la mayoría decide no denunciar esta práctica por “falta de confianza en las autoridades”.

Además, también se reveló durante la representación de esta encuesta que se realizó por primera vez, que 20% de los encuestados son cuestionados respecto a sus preferencias sexuales al momento de solicitar un trabajo y a 14% les fue negada la vacante.

discriminacion-laboral

De acuerdo con los realizadores de la investigación, la escaza denuncia que presenta este tipo de discriminación  podría deberse a que muchos de los encuestados desconoce cuáles son y cómo trabajan las instancias en las que podría exigir respeto a sus preferencias: 28% conoce cómo funciona la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, 24% sabe que existe el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación y 22% sabe cómo recurrir a las juntas locales de Conciliación y Arbitraje.

derechos gay

De los resultados recogidos de 2 mil 284 personas de diferentes estados de la República, se pudo conocer que “salir del clóset” potencializa el ser victimizado, ya que 26% de los encuestados dijo haber sido despedido por causa de sus preferencias sexuales, mientras entre aquellos que no revelaron su orientación entre compañeros de trabajo, sólo 10% relacionó su condición a su despido.

Por otra parte se reveló que después de ser discriminadas por compañeros o jefes de trabajo, 17% de las personas ya no sintieron deseos de regresar a laborar, 17% se aisló de sus compañeros, 15% sufrió depresión e incluso 4% tuvo ideas suicidas.

Para intentar resolver esta problemática, los encuestados señalaron que es necesario realizar campañas de sensibilización, así como dar más información respecto a cuáles son los mecanismos legales que se pueden activar en caso de ser discriminados.

*Vía La Jornada