Javier Sicilia ha logrado lo que poca gente había podido en estos tristes tiempos para México: mover a la gente. El poeta ha convocado a numerosas marchas por todo el país en lo que va del año desde la muerte de su hijo; y la movilización ha generado esperanzas de que se puede hacer algo por el país. Pero siendo marchas pacíficas, los resultados no han podido ser inmediatos y nos deja con una duda: ¿y luego?

Esa pregunta es una que todos nos hacemos, con tanta gente apoyándolo esperamos que el gobierno tenga una reacción más concreta y el movimiento no se quede en marchas pacíficas.

Para todos los escépticos, ayer Sicilia dijo que finalizando la marcha de la Caravana por la paz con justicia y dignidad, se reunirá en Palacio Nacional con nuestro Presidente, Felipe Calderón, para tener un diálogo centrado en la estrategia de la lucha del gobierno contra el crimen organizado.

El poeta exigió que el diálogo con el Presidente se haga público y cuente con la participación de una comisión que represente a las víctimas de la violencia en el país.

Para la reunión con Calderón, Sicilia ya habrá firmado un pacto nacional en Ciudad Juárez, donde se demanda “la mejora de los procesos de administración de justicia, un cambio del enfoque militarista en la lucha contra el crimen organizado por uno de seguridad ciudadana y el retiro del fuero a funcionarios para combatir la corrupción y la impunidad”.

Esperemos que tanto en la Caravana como en el diálogo se presenten resultados favorables para todo el pueblo mexicano.

Y para los que quieran apoyar a la Caravana por la paz, les dejamos a continuación el itinerario.