Foto: shutterstock.com

Hacienda perdonó al empresario que le vendió Pegasus a la PGR, revela MCCI

La controversia de Pegasus —un malware adquirido por el gobierno de EPN y que fue usado para espiar a periodistas, activistas y defensores de derechos humanos— continúa. Esta vez se reveló que Rodrigo Ruiz de Teresa Treviño, socio de la compañía Balam, vinculada con la venta de Pegasus a la PGR, fue acusado y perdonado en el mismo sexenio.

¿De qué hablamos? De acuerdo con una investigación de Mexicanos contra la Corrupción, el empresario fue acusado de defraudación fiscal en 2014 por la SHCP (Secretaría de Hacienda y Crédito Público) peeeeeeeero dos años después la misma Secretaría lo perdonó.

El caso

Se supone que en 2014, la SHCP puso una denuncia en contra de Rodrigo Ruiz de Teresa porque mintió en su declaración anual del ISR (Impuesto Sobre la Renta) —el empresario reportó ingresos menores a los que realmente obtuvo en el ejercicio fiscal de 2011 y con lo que provocó un desajuste en el erario por la cantidad de un millón 35 mil 555 pesos—.

Pese a tener las pruebas, la Secretaría de Hacienda dio marcha atrás y solicitó el sobreseimento —o sea, el proceso para desistir de la acción penal— en el Poder Judicial. En aquel entonces, José Ulises Gómez, subprocurador fiscal, se encargó de enviar un oficio a un juzgado para hacer la petición.

¿Por qué? El asunto tal vez se arreglaría con el compromiso que había adquirido Rodrigo Ruiz para repartir volantes en restaurantes, bares para que los jóvenes fueran conscientes del pago de sus impuestos.

La empresa

El malware fue comprado por la desaparecida PGR (Procuraduría General de la República). El monto fue por 32 millones de dólares para el Grupo Tech Bull, en un contrato firmado por Tomás Cerón, exdirector de la Agencia de Investigación Criminal, y Luis Armando Pérez, quien se ubicó como apoderado legal de esta compañía.

Y acá vienen las inconsistencias. De acuerdo con el Registro Público de la Propiedad, Armando Pérez radicaba en Santa Lucía, en Álvaro Obregó, CDMX. Peeeeeero, esta dirección corresponde a comercios e inmuebles en los que se rentan habitaciones. Los vecinos no conocían a Pérez, mientras que los dueños legales de la empresa eran contadores públicos y técnicos en informática del Conalep—de 27 y 30 años de edad—, sin antecedentes en seguridad nacional o la iniciativa privada.

Luego, Grupo Tech Bull se creó el 10 de octubre de 2013 en CDMX y el 29 de octubre de 2014 logró vender Pegasus a la PGR. ¿Qué tal? Sin embargo, esto no es todo: la empresa resultó ser una filial de Balam Seguridad Privada —fundada en 2012 por Rodrigo Ruiz y Asaf Zanzuri—.

Ahí va el perdón

Para no hacer el cuento largo, la investigación en contra de Rodrigo Ruiz inició en 2014, cuando los contadores de la SHCP se dieron cuenta de que el empresario había hecho trucos en su declaración. Entonces, el director de Delitos Fiscales presentó una denuncia por defraudación fiscal.

En 2015, se ordenó la detención de Ruiz pero no duró mucho, pues meses después fue liberado y en 2016 se le otorgó el “perdón”, que por consecuencia se declaraba “extinguida la acción penal”. Así se tejió la historia con uno de los dueños de la empresa que “facilitó” Pegasus a la PGR. Si quieres conocer el detalle de la información, acá te dejamos la investigación completa de Mexicanos contra la Corrupción Vendedor de Pegasus fue perdonado por defraudación fiscal.

**Foto de portada: shutterstock.com