En esta ola de agresiones contra mujeres en sitios donde, supuestamente, deberían sentirse seguras, la UNAM lamentablemente entró en el listado. Ayer, 13 de agosto, se reportó la presunta violación de una estudiante de la Prepa 3. Sin embargo, la máxima casa de estudios señala que, hasta el momento, no tiene información al respecto.

Luego de que se difundiera la noticia del presunto ataque sexual contra una estudiante de la Preparatoria 3, “Justo Sierra”, las críticas y exigencias de aclaración del caso comenzaron a arreciar en redes sociales… sobre todo contra la UNAM, por demorarse en dar respuesta o, mínimo, un posicionamiento. Sin embargo, la Universidad señaló que, después de horas de darse a conocer la noticia,  no tiene conocimiento de denuncia alguna (ya sea por parte de la alumna o de sus familiares) relacionada con delito sexual.

La imagen puede contener: texto

Imagen: https://www.facebook.com/UNAM.MX.Oficial

¿Y entonces?

Por medio de un comunicado, la UNAM señala que fue por medio de una notificación de la Procuraduría General de Justicia de la CDMX que se enteró de la apertura de una carpeta de investigación por el caso de “corrupción de menores en contra de quien resulte responsable”. Por otra parte, se investiga al secretario de Apoyo a la Comunidad de la Prepa 3 por el delito de “discriminación” . Ambos casos, en agravio de una menor de identidad reservada.

Debido a lo anterior, se “determinó la suspensión temporal de las labores administrativas del secretario de Apoyo a la Comunidad de la Preparatoria número 3, en tanto se desarrollan las investigaciones del caso y se deslindan responsabilidades”.

Además, la UNAM informa que se mantiene contacto con la alumna agraviada, así como con sus familiares, para dar el acompañamiento, la atención y el apoyo necesario durante el proceso… sin embargo, aclara la Universidad, no se tiene conocimiento de que exista algún tipo de denuncia por la presunta violación. “De ser presentada, esta casa de estudios actuaría en consecuencia”, indica el comunicado de la UNAM.

De acuerdo con el fotorreportero Carlos Jiménez, la menor fue drogada y abusada sexualmente dentro de las instalaciones de la Prepa 3. “Un hombre” le habría ofrecido un jugo (con droga, supuestamente), para luego violarla y dejarla desnuda en una jardinera. “Cuando su mamá reclamó, autoridades de la Prepa 3 le dijeron que era su culpa”, asegura el periodista, hecho que podría relacionarse con la investigación por “discriminación” en contra del secretario de Apoyo a la Comunidad.

En resumen, sí pasó algo en la Prepa 3 de la UNAM, pero hasta el momento sólo se tiene conocimiento de dos investigaciones por parte de la PGJ: una por corrupción de menores, otra por discriminación. Pero nada sobre una presunta violación.