El alcalde de la villa andaluza de Juzcar, al sureste de España

, emitió un decreto a traves del cuál se obliga a todos los residentes del pequeño pueblo a pintar sus casas de azul, comer pitufresas y vestir a la usanza de los Pitufos para celebrar lo que ha sido declarado por el gobierno local: “como el año internacional de los Pitufos”.

Según, el alcalde, el decreto también servirá para incentivar el turismo en la ciudad, promover la felicidad de sus habitantes y darle un buen impulso a los fabricantes, distribuidores y comerciantes de pintura azul del país.

Acá les dejamos las imagenes, cortesia de Reuters:

Ja, ja, ja. En verdad no es cierto, todo forma parte de la campaña promocional para la premiere del nuevo film de los Pitufos el 24 de junion en Nueva York.

Acá el trailer.