Foto: Getty Images

Y en la nota idiota del día: Acude a fiesta COVID para contagiarse y muere

Selección natural dirían algunos, pero la realidad es que la ignorancia e incredulidad de millones de personas alrededor del mundos sobre la existencia del COVID-19 sigue cobrando víctimas, y en este caso, la vida de un hombre de 30 años que falleció en Texas después de asistir a una fiesta covid para contagiarse y “comprobar si el virus realmente existía”.

De acuerdo con The New York Times, un sujeto de sexo masculino falleció por coronavirus, una enfermedad que “él consideraba que no existía” por lo que decidió asistir a una “Fiesta Covid”. Según recoge el reporte, fue el propio implicado el que terminó confesando su irresponsabilidad a una de las enfermeras que lo atendieron, cuando su salud comenzó a deteriorar.

Tras comenzar a padecer algunos de los síntomas, el hombre decidió acudir a un centro médico donde su salud se fue deteriorando rápidamente. “Realmente consideraba que la enfermedad era un engaño. Pensaba que por ser joven era invencible y que él no se vería afectado“, relataron los doctores del Hospital Metodista de San Antonio, en donde días después de ingresar por Covid-19, el paciente murió.

Alerta por Fiesta Covid

Hace algunas semanas, diversos países emitieron una alerta ante la realización de las “Fiestas Covid”. Una fiesta Covid es aquella en donde se invita a algún infectado por COVID-19 para contagiar al resto de los asistentes, ya sea para buscar una falsa inmunidad de rebaño, o en su defecto, comprobar que el virus existe. Por supuesto que en ninguna situación, se deberían realizar estas fiestas y por consiguiente, las personas infectadas o con síntomas deben aislarse y seguir las recomendaciones médicas, en tanto que el resto de la población, debería apegarse a las medidas de prevención.

FOTO: DASSAEV TÉLEZ ADAME/CUARTOSCURO.COM

El hospital Metodista de San Antonio, en Texas donde murió esta persona, no ha dado a conocer detalles sobre cuándo o dónde tuvo lugar la fiesta, ni tampoco el número de personas que asistieron a la misma, pero los doctores aseguran que compartiendo la historia de esta víctima, se busca advertir al resto de la población sobre la gravedad y las consecuencias del Covid-19, sobre todo en aquellos lugares donde el número de casos está aumentando de forma exponencial.