Dentro del futbol siempre van a haber días en los que las cosas no salgan bien; que se pierda un partido, se regale un balón, se falle un penal… ¿pero fallar dos veces con el marco abierto sin poder pegarle al balón? Pues eso le pasó a  Tumelo Khutlang, jugador de la Selección de Lesoto rumbo a la Copa Africana de Naciones, donde hizo el que probablemente sea el oso del año.

¡Hasta mi abuelita! El doble fallo más absurdo que hayas visto en un delantero

Foto: @RajdoZero

Vamos a ver cómo sucedió todo. Corría el minuto 21 del encuentro entre las Selecciones de Lesoto y Tanzania, mismas que comparten el Grupo L para clasificarse a la Copa Africana de Naciones. Lesoto salió jugando desde su propia área  y tras controlar el balón unos metros lanzaron un balonazo al área rival, donde buscarían generar alguna ocasión de peligro.

El defensa que iba a tomar el esférico quiso regresarla al arquero pero sólo punteó el balón y se lo dejó pleno a Tumelo Khutlang, quien corrió con mucha velocidad, le ganó la marca y encaró al portero.

Adelantó el balón y en su primer intento por rematar atajaron su disparo; intentó pegarle de nuevo y parece que sólo le da con la punta; en el último intento el balón se le va entre las piernas y él sólo abanica, terminando en el pasto y cometiendo un error increíble.

Todos sus compañeros no podían creer lo que Tumelo Khutlang acababa de fallar, pues aunque su equipo dominó a plenitud la primera mitad y se habían cansado de fallar oportunidades, esta había sido la más clara de todo el encuentro. No le quedó más que levantarse e intentar reivindicarse, pues aunque no haya querido, este fallo quedará marcado por siempre.

Para fortuna de la Selección de Lesoto, terminaron ganando el encuentro gracias a un gol tardío del número ‘10’  Nkau Lerotholi, pues con un cabezazo fortuito que se coló en el palo izquierdo, su equipo logró la victoria en un grupo donde ambas escuadran pelean la segunda plaza.

¡Hasta mi abuelita! El doble fallo más absurdo que hayas visto en un delantero

Foto: @Mahwue193c

El Grupo L es dominado a plenitud por Uganda, quien suma 13 unidades tras 5 encuentros; Lesoto se posicionó en segundo lugar con esta victoria con 5 unidades y Tanzania se quedó en el tercer puesto con las mismas unidades pero peor diferencia de goles; Cabo Verde está debajo de ellos con 4 puntos.

Sin duda alguna esta doble falla quedará en la historia de los momentos más absurdos del futbol, pues aunque la suerte colaboró para que esto sucediera, los fanáticos no podrán olvidarlo.