No cabe duda que hay algunos personajes de muy ‘pocas pulgas’, pues en un instante se ‘calientan’ aunque cabe destacar que hubieron razones de peso. En el partido donde el Milan enfrentó al Bologna, ocurrió un fuerte altercado entre Bakayoko y Gennaro Gattuso, pues tras una decisión del técnico, el jugador francés se molestó mucho y mandó ‘a la mierda’ al italiano, generando un momento tenso y bastante polémico.

Vamos a ver qué fue lo que pasó. Como ya se dijo, este lunes se midieron el Milan y Bologna en el cierre de temporada de la Serie A y fue en este duelo  donde se dio tan polémico momento.

Getty Images

Resulta que Gattuso en un momento dado, decidió que Bakayoko iba a entrar de cambio, por lo que el francés aunque se veía con algo de ‘hueva’ se paró a hacer su calentamiento. Este en palabras del técnico italiano, se tardó mucho en hacerlo, incluso no se había puesto ni las espinilleras, por lo que decidió cambiar de opinión y fue aquí donde se desató el pleito.

Gattuso ante la tardía respuesta de su jugador, decidió cancelar su ingreso y en su lugar metió a José Mauri, lo que evidentemente causó una gran molestia en Bakayoko y fue ahí cuando se hicieron de palabras, donde el jugador del Milan mandó ‘a la mierda’ a su técnico y aunque seguido de esto habló ante los medios, no quiso comentar si habrá consecuencias para el jugador o no, aunque sí lo van a hablar en privado.

“Le pedí a Bakayoko que entrase, tardó mucho y cambié de opinión. He esperado siete minutos, pero no se había puesto las espinilleras y he elegido a Mauri. A mí me puede decir lo que quiera, pero debe respetar a sus compañeros. Lo solucionaremos en el vestuario y con nuestro lenguaje, porque hay palabras que no se pueden usar en la televisión”, dijo Gattuso después del encuentro.

Para fortuna del Milan, ganaron 2-1 este juego que para ellos es vital en sus aspiraciones de volver a la Champions League, por lo que el pleito queda un poco de lado en lo deportivo pero no por ello quedará impune.

Getty Images

Conociendo a Gattuso, es muy probable que castigue a Bakayoko cuando menos lo que resta de la temporada por mandarlo ‘a la mierda’ y aunque es un buen jugador, tiene elementos de sobra para optar por alguno de sus compañeros.