La cafetería ‘Klatch Coffee Roasters’, en California, Estados Unidos, se sacó la lotería en cinco kilos de café. Después de ganar una subasta en “Best of Panama”, donde participan las principales mezclas de café en el mundo, la gente está pagando hasta 80 dólares por una taza de café, ¡¿Whaaaaat? Sí, o mismo que pagan por una taza de Kopi Luwak, mejor conocido como café de civeta; hasta ahora, el más caro del mundo.

Todo comenzó en 2018 cuando la reconocida empresa “The Lamastus Family”, quienes cosechan café desde 1918, decidió inscribirse a la feria anual “Best of Panamá”, para ofrecer una de sus exclusivas mezclas compuesta por los mejores granos cafetaleros de todo el mundo,Elida Geisha Coffee”. La inusual participación de la empresa, no iba a pasar desapercibida, el medio kilo de la mezcla se vendió en la exorbitante cantidad de 803 dólares, una cifra récord dentro del evento.

¿Por qué la gente está pagando 80 dólares por una taza de café?

Klatch Coffee

Klatch Coffee, no dudó en entrar a la subasta resultando ganadores de menos de cinco kilos de “Elida Geisha”, la mezcla cafetera, resultó mejor que oro molido, incluso siendo la pequeña porción una limitante, la cadena decidió convertirla en edición especial, el mejor pretexto para que la gente pague 80 dólares por una taza de café en las sucursales de Los Ángeles y San Francisco.

En la tienda digital de la cafetería, el precio de un kilo de sus diferentes variedades de café oscila entre los 14 y 19 dólares, vender una taza en alrededor de 200 pesos, sería como sacarse la lotería y recuperar su inversión en tan solo 10 tazas. A ese precio, el “Elida Geisha Coffee”, se convierte en el café más caro del mundo, incluso más caro que el kopi Luwak, cosechado en base a heces de civeta, cuyo costo por taza oscila entre los 75 y 90 dólares.

¿Por qué la gente está pagando 80 dólares por una taza de café?

Klatch Coffee

Pero, ¿qué tiene de especial? Llevar el sello de la familia Lamastus, avala su calidad. Pero de acuerdo con el portal de Klatch, “Geisha, es una variedad particular de café arábigo que llegó a Panamá desde un laboratorio de Costa Rica, pero que tiene sus orígenes en Etiopía. Se le conoce por su sabor floral y frutas. Destaca su gusto a Jazmín, bergamota, caña de azúcar y fruta como el melocotón y el albaricoque”.

Quienes han pagado 80 dólares por taza de café, confirman que en efecto, tiene un tenue sabor a frutos, otros afirman que es un café fuerte y con cuerpo, mientras hay quienes dicen que les dieron gato por liebre, al pagar tanto dinero, por algo que no fue de su agrado.

De esta forma, Klatch Coffee Roasters, impone una tendencia dentro del evento “Best of Panama”. Tomando en cuenta que la edición 2019 está próxima a celebrarse del 23 al 25 de mayo, más de una cafetería ofrecerá hasta los pantalones para llevarse un poco de tan exótico café.