Todos los años, YouTube libera su Rewind con lo más “destacado” del año en turno. Es decir, reúne a todos los personajes más conocidos de la plataforma como youtubers o influencers de varios países y resumen en unos cuantos minutos los contenidos con mayor número de reproducciones. Desde videos musicales hasta challenges, todas las posibilidades de una plataforma de videos como YouTube.

El año pasado, por ejemplo, el YouTube Rewind presentó “Despacito” de Luis Fonsi y Daddy Yankee, “Shape of You” de Ed Sheeran, “HUMBLE.”  de Kendrick Lamar y más canciones, como lo más destacado. También mencionó cuestiones sociales como el temblor que azotó México en septiembre de 2017, las secuelas del huracán Harvey, el ataque terrorista durante un concierto de Ariana Grande en Manchester para mostrar el apoyo de la sociedad en casos de crisis. Este video con más de 200 millones de reproducciones, registra más de tres millones de likes y dos millones de dislikes.

Hace unos días, el pasado 6 de diciembre, se liberó el YouTube Rewind 2018 y con más de 120 millones de reproducciones, el video acumula también poco más de dos millones de likes y 10 millones de dislikes. Esto lo convierte en el video de YouTube con mayor número de rechazos en su historia seguido de “Baby” de Justin Bieber con 9.8 millones…

Pero, ¿cómo es posible que un video creado por la misma plataforma sea el que mayor desaprobación tiene? Podrían ser varias las razones como el hecho de que siempre se maneja el mismo formato y los usuarios “reales” de la plataforma ya se cansaron. O podría ser la forma en que abordaron lo más destacado de este 2018. Por supuesto, aparece el In My Feelings challenge, Mason Ramsey, Marshmello, Will Smith, “I Like It” de Cardi B, las referencias al K-Pop, Meghan Markle. Y también abordan, igual que en 2017, a los que participaron en causas sociales: hablar abiertamente de la salud mental, la comunidad drag, representación asiática en la industria del entretenimiento, la lucha por la igualdad de género, la crisis de refugiados.

Sin embargo, y considerando todas las posibilidades, la razón de que este 2018 el Rewind haya sido rechazado con 10 millones de “No me gusta”, se apegue más a la superficialidad del contenido y la forma producida y no real de presentarlo. En 2011 cuando comenzó el recuento, se presentaron los 10 videos más vistos de la plataforma sin grandes producciones, sino como un simple conteo. Algo simple pero atractivo para el tipo de usuarios de la plataforma que, finalmente, buscan ver contenidos virales sin importar la forma. A partir de 2015, los Rewind de Youtube cambiaron en su formato, dejando de lado y muy atrás a todos aquellos que suben videos en sus formas más simples, como si existiera una diferencia entre los que participan desde dentro en la plataforma y los que la alimentan todos los días.