¡Cuánta intensidad! Esta es la expresión que escuchamos cuando alguien trata apasionadamente de hacer o conseguir algo. Y sí, todo en exceso es malo, pero no podemos negar que la intensidad en momentos clave siempre salva el día. Te lo ponemos fácil: imagínate tu café mañanero así a medias, sin la intensidad que te gusta… pues no jala, ¿verdad? Así igual en nuestra rutina diaria. Si echarle ganas con todo es ser intens@… entonces sí, diganme lo que quieran.

Acá nos dijeron intens@s y nos pusimos a pensar en los momentos en los que la intensidad sí es nuestra mejor aliada porque nos da el impulso que necesitamos para salir adelante, y hasta para ser mejores personas. Si eres de esas personas a las que les dicen intensas, échale ojo a esto y llénate de buena vibra porque de pequeñas intensidades sobrevive el mundo… ¡Posoye!

tomar café en las mañanas
FOTO: Cortesía

Para ganar puntos con tu jefe y conseguir ese ascenso taaan correteado

Te tomas tu café y ya tienes la inspiración para darle con todo a ese reporte que te tiene que quedar rifadísimo, o para esa lluvia de ideas que puede cambiar todo en tu área. Ese es el momento en que nos llega la adrenalina y la intensidad es lo que desata todo. Aquí es donde se ve de qué estamos hechos. Sí, tal vez eres la o el intenso de la oficina, pero nada te detendrá para conseguir ese ascenso que tanto te ha costado.

Gaming
Foto: Especial

A la hora de entrarle duro a los hobbies

Y sí, también nos dicen intens@s porque nos tomamos muuuy en serio a la hora del gaming, ¡pues es cosa sería! No nos pasamos horas perfeccionando nuestro juego para que llegue un compa y nos arruine nuestra racha. ¿Y qué me dices cuando estás en el cine o maratoneando series? Esto no se toma a la ligera, se hacen teorías y se analiza porque todo tiene una razón de ser. Tantas horas viendo tantas sagas y multiversos tienen que tener un beneficio, ¿o no?

Toma cafe antes de hacer ejercicio
Foto: Cortesía

Cuando ya ves la luz al final del túnel de tus metas

¡Uyy! Este es otro de nuestros momentos favoritos. Imagínate que ya te faltan 5 minutos para completar tu rutina de ejercicio, que solo te falta un día para llegar a los 6 meses de entrenamiento o solo te falta 1 kilito para tu peso ideal. ¡Exacto! ¿Cómo no ponerle intensidad? Ese último empujón o estirón es el que más intensidad necesita. No llegaste hasta aquí haciendo todo a medias, al contrario, la intensidad es lo que te impulsó para conseguir tus objetivos por pequeños que sean.

Toma café para que te de energía todo el día
FOTO: Especial

Cuidando a la bendición porque ¡alguien quiere pensar en los niñ@s!

¡Tranquil@, no pasa nada! Eso es algo que los papás y mamás escuchan seguido. Ajá, tal vez la bendición puede esperar unos minutos más en la escuela o el bebé puede comer un poquito más tarde, pero acá la cuestión es que como papás queremos estar siempre para nuestros hij@s, que no se nos pase ningún momento. Para much@s, la intensidad es sinónimo de ir al extremo, para nosotr@s es dar ese extra que se necesita para que nuestros seres queridos sean felices.

Cuando le ponemos intensidad a las fiestas
Foto: Especial

Al planear la reunión con los amig@s

Nunca falta la intensa que hace un grupo de Whats para organizar la fiesta sorpresa, o el intenso que anda juntando los pesitos para completar la cooperacha, o qué me dices de l@s intens@s que se ponen a cocinar chidito porque están hartos de comer fuera. Uff y ni nos metemos con aquellos que le ponen toda la intensidad a las decoraciones de Halloween, Día de Muertos, Navidad…¡Pero si solo somos nosotros! Y eso qué, decimos l@s intensos. Eso no significa que se tenga que hacer todo a la ligera o restarle importancia, queremos disfrutar a lo grande y exactamente como nos gusta.

Hay de intensidades a intensidades…¿verdad, NESCAFÉ®?

Como te lo dijimos al principio, un café mañanero no es lo mismo si no va con el nivel de intensidad que necesitas, por eso surgió NESCAFÉ® Black, un café con granos tostados durante más tiempo para darte un sabor y aroma más intensos, justo para estos momentos donde necesitas un empujón para darlo todo en tus actividades diarias. Échale un ojo ACÁ y ponle intensidad a tu día.

Toma café con la intensidad que necesitas
Foto: Cortesía

 

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook