Desde hace muchas generaciones el albur ha servido como una segunda lengua madre para muchos mexicanos. Por eso no nos sorprende que ahora exista un diplomado dedicado únicamente a perfeccionar este dialecto y al mismo tiempo, promover su uso en todos los aspectos de la vida cotidiana.

¿Quieren aprender a alburear como los mejores?

Si siempre se los agarran de bajada en la escuela o la oficina, entonces deberían darse una vuelta por las clases que impartirá Lourdes Ruiz, en la Galería José María Velasco. Éste también contará con la presencia de Alfonso Hernández, un cronista del barrio, y el sociólogo Rusbel Navarro.

Aquí dejamos la ubicación, por si la necesitan.

Con su poderoso diplomado aprenderán cada uno de los términos existentes y cómo usarlos correctamente, de modo que nadie querrá aprovecharse de su falta de cultura. La misma Lourdes dice que su objetivo es consultar frecuentemente el tema y transmitir el conocimiento al público; incluso pueden encontrar el libro Picardía mexicana en su bibliografía, junto a la discografía de Chaf y Queli, Sergio Corona y Chava Flores.

“El albur es la manera de rescatar nuestro lenguaje y la forma de hablar de los mexicanos; parte de nuestra identidad y nuestra cultura”, dijo Lourdes Ruiz. “Monsiváis decía que para empezar a conocer un poco de la cultura mexicana habría que empezar por conocer los albures”.

En caso de que quieran echarle un ojo, deben saber que las lecciones –que por cierto son gratuitas– comenzarán a partir del de agosto y terminarán el 22 de este mismo. El diplomado abrirá sus puertas a las 10 de la mañana.

¡No se olviden de decirnos si asistieron y mostrarnos sus nuevas habilidades albureras!