Parece que la gente no está muy conforme con lo que se pueda traer entre manos Michel Platini de cara a la entrega del Balón de Oro de este año, a tal grado que decidieron protestar de una forma bastante futbolera que el dirigente ande de mala leche con Cristiano Ronaldo.

Una compañía publicitaria en Portugal ha puesto en marcha una campaña llamada “Let’s Kick Platini Out”

en donde la gente participó al lanzar 61 balones a la casa del francés en son de protesta, que representan los goles que marcó durante el 2014 CR7.

Todo esto se ha hecho más fuerte a raíz de que Platini dijera al finalizar el año que el Balón de Oro debería ser un futbolista campeón del mundo, o sea, un alemán, por lo que de inmediato se puso a Manuel Neuer como favorito de Michel.

El arquero del Bayern Munich no lo ha hecho nada mal, pero parece que la gente -más los portugueses, obvio- prefiere que Ronaldo sea quien se lleve este galardón después de lo hecho el pasado año.