Que si sus romeritos, que si su bacalao, que si el estofado de lengua de la tía Coco o que si a la ‘Bobby’ se le volvió a pasar la mano con la mayonesa en la ensalada de manzana.  Si, es Navidad, época de dar, recibir y por supuesto de llevar tuppers para el recalentado.

Sin embargo, el rito de la Navidad, indica que antes de ir a la tradicional cena familiar, uno debe realizar múltiples escalas para cumplir con todos los compromisos, ya saben, el brindis con los cuates, ir a casa de la familia de tu papá, visitar a las hermanas de tu mamá, a los compadres, las comadres y todas esas personas que (por fortuna) sólo ves una vez al año.

Y más allá de la emoción y festividad, es importante no excederse en los tragos, ni mucho menos, en necear con ponerse frente al volante para ir de un lado a otro, pues cabe la posibilidad, de que -si bien les va- terminen cenando en el Torito, en compañía de otros necios y borrachales.

Y a todo esto ¿qué darán de cenar en El Torito para Nochebuena y Año Nuevo?

De acuerdo con la Subsecretaría de Apoyo Jurídico del Centro de Sanciones Administrativas y de Integración Social, habrá un menú especial para estas fechas, el cuál consistirá en:

Espagueti a la crema, con jamón y piña y Pavo al Tamarindo con papas gratinadas para Navidad y  Codito con crema y chipotle y cerdo a la ciruela, acompañado de ensalada de manzana para año nuevo.

Cena Torito Navidad

 

Cabe recordar que de acuerdo con el reglamento de tránsito, la sanción por conducir en estado de ebriedad es de arresto que va de 20 a 36 horas, sin embargo no podemos obviar que más allá de caer en el Torito, los riesgos de conducir bajo el influjo del alcohol, pueden acabar con tu propia vida y la de las demás personas, así que no seas ese necio, todas mias, las puedo todas, que después aplica el “no shoqué, me shocaron”…