Con la consigna “¡Ni uma más!”, la voz de Irinea Buendía, mamá de Mariana Lima Buendía —víctima de feminicidio y cuyo caso sentó un precedente en el sistema de justicia mexicano— resonó en la Secretaría de Gobernación (Segob), en contexto de la presentación de la iniciativa Spotlight —en la que trabajará el gobierno de AMLO —mediante Segob—, la ONU (Organización de las Naciones Unidas) y la Unión Europea (UE) para erradicar la violencia contra las niñas, adolescentes y mujeres.

Como sabemos, en México la violencia de género está en una etapa crítica —de acuerdo con la ONU, nueve mujeres son asesinadas al día en nuestro país— y en medio de las protestas por parte de la sociedad civil y los familiares de las víctimas, el equipo de AMLO colaborará con Naciones Unidas y la UE para prevenir y erradicar la violencia extrema contra las mujeres —que es el feminicidio.

¿Cómo?

Uno de los puntos que llama la atención es la homologación del delito de feminicidio en las leyes federales y estatales, ligadas a las “regulaciones internacionales”. Es decir, uno de los problemas para abordar los casos de feminicidios es su tipificación federal y estatal —el concepto y las leyes no son las mismas en los códigos penales de cada estado—, entonces para comenzar a caminar de manera ordenada, un primer paso o “pilar” sería la homologación de este delito. Sin embargo, este es sólo uno de seis procesos.

¡Ni una menos! Las cifras de feminicidios en México en 2018

Foto: Reuters

Spotlight

En la presentación de Spotlight, la periodista Lydia Cacho se refirió a esta iniciativa como elreflector” que México necesita para seguir los casos, darle voz a las víctimas y, por ende, erradicar la violencia de género.

Y sólo para contextualizar, además de nuestro país, Argentina, Honduras, El Salvador y Guatemala entrarán a esta iniciativa de corte mundial. En el caso de México, el proyecto tendrá una inyección de 11.8 millones de dólares —de las agencias de la ONU y la UE— para atender a mujeres de los municipios:

  • Chihuahua y Ciudad Juárez, en Chihuahua.
  • Ecatepec y Naucalpan, en el Estado de México.
  • Y Chilpancingo, en Guerrero se espera que en 2022 el programa impacte a “gran parte” de las mujeres en México y que lo que comenzó como un micromodelo, toque a otros estados de México—.

¿El objetivo? “Prevenir y eliminar los feminicidios; que las mujeres y las niñas que sean víctimas de violencia accedan más y mejores servicios de apoyo y protección; que tengan acceso a la justicia en condiciones de libertad, seguridad, sin discriminación y que conozcan sus derechos y las instancias a las que pueden acudir en caso de ser violentadas”.

Asistentes a la presentación de #SpotlightMx.Foto: Cuartoscuro.

Las bases de Spotlight

Como mencionamos, aquí hay seis pilares en los que se trabajará, uno es la homologación del delito a nivel federal y estatal. ¿Los otros?

  • Prevención: Cambio de normas y comportamientos, mediante programas de prevención de la violencia contra mujeres y niñas, así como la creación de espacios “para el diálogo e interacción”.
  • Servicios de calidad con atención en la prevención y resilencia: mediante el acceso a la calidad en los servicios con sensibilidad cultural y congruencia.
  • Manejo de datos e información: para desarrollar políticas públicas y programas sobre violencia de alerta de género y feminicidio. Además, los registros administrativos entran en el fortalecimiento.
  • Movimiento de mujeres y organizaciones civiles: mediante el fortalecimiento de las capacidades de la sociedad en litigios, diagnósticos, monitoreo y evaluación.
  • Fortalecimiento institucional.

“Queremos que con Spotlight deje de haber ‘Marianas'”

Así lo dijo Phumzile Mlambo-Ngucka, directora ejecutiva de ONU Mujeres y Secretaria General Adjunta de la ONU, en referencia a uno de los cientos de casos de feminicidio, el de Mariana Lima —quien era abogada y murió a la edad de 29 años, asesinada por su pareja y, sin embargo, al inicio del caso las autoridades determinaron que se había tratado de un suicidio.

Irinea-buendía-Feminicidios-Segob

Irinea Buendía y Olga Sánchez Cordero, en la presentación de Spotlight. Foto: Cuartoscuro

Con esta intervención, la directora ejecutiva de ONU abrió paso al discurso de la activista Irinea Buendía, mamá de Mariana, quien lanzó varias observaciones agudas sobre la complejidad del justicia mexicano y la violencia en contra de las mujeres:

A pesar de que en México contamos con leyes de vanguardia: la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, la Ley General de Víctimas, entre otras, todo queda en el papel. El discurso es bonito pero en realidad, los resultados son mínimos.

Spotlight-México-feminicidios-ONU

Fuente: Segob

Y continuó: “Cuando me tocó comenzar a caminar en este peregrinar, eran 5 o 6 mujeres las que se asesinaban al día. Casi una década después, los proyectos de vida que se truncan son los de 9 o 10 mujeres por día. Las propias cifras son una respuesta de que las acciones y políticas públicas son insuficientes“.

Sin embargo, para Irinea esta iniciativa puede ser un paso del gobierno Federal para comprometerse a garantizar la seguridad y el desarrollo de las mujeres mexicanas: Esperemos que vaya muy de la mano con las víctimas y con las organizaciones de la sociedad civil, cuyo papel es fundamental para erradicar de raíz problemáticas que impactan de manera negativa en nuestras sociedades, como lo es el feminicidio”.

**Foto de portada: Cuartoscuro.