Porque hacer berrinche no es suficiente esta vez, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó en una rueda de prensa tras una reunión con los líderes demócratas del Congreso que si quiere, puede decretar un estado de emergencia nacional para financiar la construcción del muro. No, no es broma.

“Si y puedo hacerlo si quiero. Nosotros podemos declarar una emergencia nacional por la seguridad de nuestro país. Nosotros podemos hacerlo, no lo he hecho pero tal vez lo haga”, afirmó el mandatario.


Y justo la reunión con los demócratas fue para hablar sobre el cierre parcial de la administración, misma que ya va dos semanas y ha mantenido una cuarta parte del gobierno en pausa. Incluso amenazó con que este cierre podría extenderse a meses o años. Afirmó que no cree que pase pero está preparado.

Recordó a los medios que lo que necesitan (y están pidiendo al Congreso) son 5 mil 600 millones de dólares para la construcción del muro, misma que podría tratarse de una poderosa estructura de metal (aunque salga más caro).

Recordemos que la construcción del muro es una de las promesas más fuertes que el ahora presidente Trump hizo durante campaña, por lo que ahora busca de cualquier forma cumplirla. En ese sentido, la líder de los demócratas en la Cámara de Representantes y ahora vocera de la misma, afirmó que no habrá dinero para el muro en la frontera con México.


Incluso afirmó que el cierre de gobierno que está afectando a 800 mil servidores públicos no es una cuestión del partido Demócrata.