En México se han dado algunos pasos para disminuir el uso de plástico y popotes y a la estadística se suma Nuevo León, que le dirá “adiós” al uso de popotes en restaurantes, bares y cafés, a partir del 25 de enero de 2020.

En medio de las discusiones por el aumento al transporte público y los impuestos a los servicios vehiculares, el gobierno del Bronco, mediante la Secretaría de Desarrollo Sustentable, informó esta reforma en el Periódico Oficial del Estado.

Prohibido el uso de popotes

Y mientras el Bronco, Jaime Rodríguez Calderón, ha dicho que se trata del nuevo “challenge” de los regios, la Secretaría de Desarrollo de este estado confirmó que estará prohibido el uso de los popotes, por el que los castigos irán de multas de mil 500 pesos a 20 mil pesos, según la Unidad de Medida y Actualización (UMAS), a los establecimientos que se salten la norma.

Si reinciden, la multa sería hasta el doble del monto original… y si se repite por una tercera ocasión, las autoridades podrán clausurar el establecimiento.

Por lo pronto, estas son las pequeñas acciones hacia 2020. En este contexto, vale mencionar que en nuestro país, en el municipio de Querétaro se aprobó el cambio al reglamento de Protección Ambiental y Cambio Climático para prohibir el uso de popotes de plástico, mientras en CDMX, en 2018 los diputados locales aprobaron que los establecimientos no podría ofrecer los popotes a menos que el cliente o la clienta los pida.

Mientras, en el mundo, la Unión Europea y Chile ya han dado los pasos para erradicar el uso de las bolsas de plástico y los popotes, en medio de la urgencia por revertir la contaminación en los mares y el cambio climático.

**Foto de portada: Pexels.