Ya no le busquen más. No será Mauricio Pochetino, ni Antonio Mohamed ni Carlos Queiroz. El próximo técnico de la Selección Mexicana será el argentino Gerardo Martino, como lo publicó Univisión, como una supuesta jugada para que ya dejemos de hablar de lo gacho que está cancha del Estadio Azteca, donde finalmente ya no habrá partido de NFL.

Por si quedaba alguna duda o simplemente te negabas a creerle a Televisa, la MLS confirmó que el argentino no seguirá al frente del Atlanta United porque la Federación Mexicana de Futbol se arrojó con todo por el ex timonel del Barcelona y la siguiente campaña estará en el banquillo de la Selección Mexicana, en sustitución del colombiano Juan Carlos Osorio y al interino Ricardo Ferretti.

Don Garber, comisionado de la MLS, confirmó que la Femexfut fue agresiva para llegar a un acuerdo con el argentino, quien no renovó contrato con el Atlanta. Bien por la FMF, soy muy amigo con Enrique (Bonilla) y Yon de Luisa e hicieron un esfuerzo muy agresivo para obtener al Tata, quien por cierto antes de estar en la MLS tal vez no hubiera estado en el radar del equipo mexicano”.

Lamentó que el Atlanta no pudiera amarrar al estratega argentino, pues consideró que el Tata ayudó a levantar el nivel de la MLS. Su equipo eliminó al New York City 4-1 y clasificó a la Final de la Conferencia del Este contra los red Bulls. “Quiero al Tata y le deseo lo mejor. Me sentí decepcionado que no fueran capaces de volverlo a contratar (Atlanta United), pero sé que no fue otra cosa más que él está listo para otro reto, externó el comisionado.

Asimismo adelantó que el próximo estratega de la Selección de Estados Unidos también podría salir de la MLS “así que ambas federaciones ganan con dos buenos entrenadores y de eso se trata”.