Por: Miguel Lozano

Existen muchas películas que buscan retratar la realidad de una generación, muchas veces la manera más eficaz es a través de películas de género, comedia, drama, romance, etc., y el primer acierto que Humberto Hinojosa, director de Camino a Marte y Paraíso perdido, entre otras, es recurrir al llamado dramedy (mezcla de drama y comedia) para hablar de temas relevantes e intímos desde una perspectiva atractiva para todo público.

Y eso se ve sustentado en uno de los elencos más eclécticos que he visto en mucho tiempo. Desde los consagrados Miguel Rodarte, Andrés Almeida, Dominika Paleta y Juan Pablo Medina, pasando con pequeñas pero importantes (y atinadas) participaciones de Adal Ramos y Ernesto Laguardia, complementando con jóvenes talentos como Natasha Dupeyron, Paco Rueda y Luis de la Rosa, a quién seguro muchos ubican por su papel de Luis Miguel (en su etapa adolescente) en la exitosa serie biográfica sobre el Sol, Luis Miguel, producida por Netflix. Pero Hinojosa no para ahí, demostrando su entendimiento en una generación diferente a la suya suma a la youtuber, instagrammer e influencer (sí, todo eso) Isabella La Bala (@labala.isabella), quien con apenas 15 años suma más de 2.6 millones de seguidores y el standupero Slobotzky. Todos ellos suman algo importante a la historia, ninguno está de adornor y evidentemente no están ahí por razones de mercadotecnia, hacen avanzar la historia con sus participaciones.

Luis de la Rosa y La Bala forman parte del elenco de Un Papa Pirata

Luis de la Rosa y La Bala forman parte del elenco de Un Papa Pirata

La historia plantea un problema importante y lo aborda con humor. Ian (Luis De la Rosa) un adolescente de familia acomodada que descubre que su papá, Jorge (Andrés Almeida), no es en realidad su papá biológico. Esto hace que Ian se cuestione todo, se siente traicionado por las mentiras de sus papás, Jorge y Bea (Dominika Paleta). Siente que ya no tiene lugar en su casa, ni siquiera con su hermana, Beita (Isabella La Bala), con quien tiene una muy buena relación. Ian siempre ha tenido una relación muy buena con Jorge, inclusive es el nuevo integrante en la banda que tiene su papá, que fue la mejor banda de rock en español en un pasado no muy lejano, Stigma, junto a Gaspar (Juan Pablo Medina). Jorge dejo la banda cuando se enteró que Bea estaba embarazada de Ian, dejando atrás a su carrera, su sueño y de alguna manera su futuro.

Un Papa Pirata es la más reciente película de Humberto Hinojosa

Un Papa Pirata es la más reciente película de Humberto Hinojosa

Esto lleva a que Ian, junto con su mejor amigo, Ambrón (la joven promesa, Paco Rueda), investigue a su papá biológico, André Gatica (Miguel Rodarte), considerado el mejor actor de su generación, que cayó a la miseria por culpa del alcohol y un error en donde golpeó a Adal Ramones en vivo durante una invitación a su programa (sí cuando Adal tenía ese programa). Ahora es dueño de un fallido y patético negocio de botargas. Ian llega a la empresa y encuentra un mundo divertido y definitivamente diferente al suyo. Ahí conoce a Sara (Natasha Dupeyron) quien es una joven interesada en el mundo de vestuaristas con quien Ian comienza un romance, aún cuando hay una notable diferencia de edad entre ellos. El otro integrante del equipo es Vaquita, el standupero Slobotzky, en un refrescante personaje es el primero en brindarle apoyo a Ian el mundo de las botargas. Ian esta decidido por ayudar a André y que regrese a actuar, apoyándolo con una audición para la nueva telenovela de Ernesto Laguardia.

A lo largo de la historia, Ian se da cuenta de la verdadera definición de paternidad, encontrándose a si mismo y entendiendo su lugar en un mundo que abruptamente ha cambiado para él.

Una película para todo público, no por su clasificación, sino por el bonito retrato del mundo que al final nos demuestra que nuestras decisiones pueden moldear el mundo en el que vivimos.