Una de las cosas con las que más lidian los estudiantes –además de sobrevivir con 50 pesos a la semana y cargar decenas de impresiones en la mochila– es la bendita y odiada tesis. Sí, ese trabajo de investigación que haces para poderte graduar que te lleva lágrimas, sudor, desvelos, desaires por parte de tu asesor, estrés, y demás emociones que seguro varios experimentaron (o lo harán en un futuro).

Seguro has conocido al “primo de un amigo” al que se le perdió gran parte de su trabajo por no guardarlo correctamente en la computadora, y quien ahora tiene su lap llena de archivos llamados “Tesis final ahora sí” o “Tesis final esta es la buena”. Lamentablemente, ni así uno puede garantizar que este tipo de trabajos importantes esté seguro o a salvo.

Y es que con los niveles de inseguridad que existen en varios países del mundo uno ya no sabe qué día va a llegar a su casa y ya no encontrará su tesis donde la dejó. Desafortunadamente ese el caso de Katya Castillo, una estudiante de Arquitectura, de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), que está ofreciendo una recompensa para recuperar su tesis que algunos ladrones se llevaron de su departamento.

Captura de pantalla

Un diario local llamado El Popular difundió a través de Facebook una entrevista que se le realizó a Katya. La estudiante detalló que ella y su familia salieron de casa durante tres horas aproximadamente, y que cuando llegaron vieron que la chapa de la puerta estaba rota y que faltaban varias cosas dentro de su departamento como joyas, electrodomésticos, ropa y la computadora en la que la chica había guardado su tesis.

Si la cosa puede sonar peor –o ya están pensando como “Debería tener un respaldo de su información”–, Castillo mencionó que tanto el disco como la usb donde guardaba la copia de su tesis también fueron robados, por lo que ofrece una recompensa a quien le ayude a recuperar el trabajo en el que invirtió varios meses de esfuerzo y dedicación.

Como pueden ver la chica está preocupada por toda la situación, pues no sólo le quitaron cosas materiales que eran importantes o necesarias, también, le arrebataron la oportunidad de poder obtener un mayor grado de estudios y tener mejores oportunidades laborales. Sus lágrimas son la prueba de la gran preocupación que tiene en estos momentos.

Esperamos que alguien se tiente el corazón y le regrese a Katya su tesis (ya de a perdis). 😞