Conforme vamos creciendo, siempre pensamos hasta cuándo será prudente seguir yendo a conciertos. Ya saben, los años pesan y el aguante no es el mismo, dejas de comprar boletos en general para buscar los de gradas para estar más cómodo y así evitar codazos y cansancio. Pero una abuelita nos demostró que nunca se es demasiado viejo para ir a un concierto y disfrutar como si fuera la primera vez que escuchaba música en vivo. 

Resulta que mientras Slipknot estaba cerrando su presentación en su propio festival Knotfest Roadshow, que pasó por Nueva Jersey, llamó la atención . Y no fue el brutal set que se aventarnos, la pirotecnia, ni las máscaras que usa la banda y mucho menos el moshpit violento que se arma en sus shows, no, lo importante fue que una señora que se robó por completo la atención de todos los asistentes, ya que además de estar entre el público y traer tapones para que el merol no la lastimara, se la pasó de pocas pulgas.

Alguien del público se dio cuenta que la abuelita estaba sumamente contenta por estar en el concierto y la grabó. La señora no podía esconder la felicidad que le causaba estar ahí, sobre todo al tener muuuuy cerca a Corey Taylor y compañía, porque les aplaudió a más no poder, incluso hasta les sonrió como si fueran sus propios nietos. Ow.

Checa a continuación el video de la abuelita más metalera que verás en un buen rato: 

Así fue como nuestra querida abuelita nos demostró que no hay edad para ir a conciertos y mucho menos para matearle duro en un concierto de esa magnitud. Nuestros respetos para esta señora, más que un diploma se merece una estatua con todo y una máscara como las que usan los metaleros.

Recientemente la banda estrenó We Are Not Your Kind, su esperado nuevo álbum de estudio, ¿se imaginan a sus abuelitas acompañándolos a un concierto de Slipknot?