Azealia Banks es investigada por la policía de Los Ángeles

Nuestra querida Azealia Banks está tras la mira de la justicia.

Todo surgió a finales de septiembre mientras Azealia se encontraba con un grupo de amigos en un club llamado Break Room 86.

 La noche iba todo bien, ambiente, baile y música, hasta que de pronto Azealia y compañía se le subieron algunas copitas de más -ay.. ¿a quién no?-, lo que terminó en todo un espectáculo. Como se ha confirmado el día de hoy la cantante comenzó adoptar una actitud un tanto rebelde que provocó que se le pidiera salir del bar, ella no lo tomó muy a la ligera y comenzó hacer sus desmanes. Los equipos de seguridad del bar afirman que al ver que la cantante insistía en jalar la palanca de emergencias para incendios tuvieron que cargarla hacia la puerta, lo que llevó a que su grupo de amigos terminarán golpeando al cuerpo de seguridad armando todo un espectáculo. Pero no sólo quedó ahí, ahora el vigilante ha metido una demanda en contra de Azealia por la actitud que ella y su grupo de amigos tomaron; por lo tanto, la policía de Los Ángeles ha comenzado a poner manos a la obra.

No es la primera vez que Azealia hace este tipo de shows, anteriormente demoró un vuelo por estar recordando a su mamá a una azafata; ha cancelado varias presentaciones de sus giras; y pues mucho más próximo a nosotros… ¿recuerdan cuando le aventaron un vaso en House of Vans? sólo tocó como 20 minutos y jamás supimos de ella.

Pd. nos recordó su video de Yung Rapunxel: