No podemos hacernos patos, Simple Plan era una de las bandas que sonaban cañón en la primera década de los 2000 y la rompieron durante toda esa época. No solo llenaban cualquier lugar en el que se presentaran, para muchos jóvenes que crecieron en esos años, la banda canadiense representó una voz que en muchas ocasiones hablaba de todo lo que les pasaba. Y sí, puede que en estos momentos ya no sean tan populares, pero estamos seguros que aún son importantes para todas esas personas.

Sus canciones sonaban en todos lados, sobre todo las de su primeros materiales discográficos y aunque algunos lo nieguen, les apostamos lo que quieran a que al menos se saben una de sus rolas. Pero si hablamos de temas populares que se quedaron en la cabeza de la chaviza dosmilera, sin duda tendríamos que mencionar a “Welcome To My Life”, que aunque ustedes no lo crean, no habla precisamente de un amor al que le daban la bienvenida o algo por estilo. En realidad es más profundo que eso.

El profundo mensaje detrás de "Welcome To My Life" de Simple Plan
Foto: Getty Images

Simple Plan la rompió con su segundo disco

Fue el 26 de octubre de 2004 cuando Simple Plan estrenó su segundo álbum de estudio, Still Not Getting Any… A pesar de que ya habían ganado popularidad con su disco previo, en donde venían hits como “Addicted”, “I’m Just a Kid” o “Perfect”, con esta placa lograron entrar de lleno al mainstream, continuando con el legado de las bandas que cimentaron el camino del pop-punk irreverente de finales de los 90 e inicios del nuevo milenio. Pa’ pronto, este material los lanzó a la fama mundial. 

En esta lista de canciones incluyeron temas que más tarde se convertirían en clásicos de la agrupación canadiense como “Shut Up!” o “Perfect World”. Sin embargo, de todo el tracklist, “Welcome To My Life” sobresalió del resto por su sonido fresco y un tanto más tranquilo en comparación a las demás rolas. Tanto así que fue el primer sencillo del álbum y llegó a ser número uno en su país natal, España y por supuesto México. Sin embargo, la banda decidió mandar un mensaje especial en este temazo.

El profundo mensaje detrás de "Welcome To My Life" de Simple Plan
Foto: Getty Images

El mensaje de “Welcome To My Life” es aún más importante

Como ya lo comentábamos antes, muchos nos fuimos con la finta cuando éramos chavos que esta canción hablaba sobre amor y estamos seguros que muchos se la dedicaron a su crush de ese entonces. Pero en realidad, lo que Simple Plan quería decir con este rolón era algo más importante, pues buscaban que con ella se identificarán todos los jóvenes que como ellos dentro de la industria, no encajaban ya sea por su estilo de música, por su forma de vestir, pensar o expresar las cosas.

En una entrevista para SongFacts, Pierre Bouvier contó la verdadera historia de este tema. El vocalista de la banda declaró lo siguiente: “Muchas de las canciones que hemos escrito han sido una verdadera colaboración en la que Chuck venía con una línea y me contaba todas estas ideas para la letra (..) Para esta canción me dijo “¿Qué tal una canción llamada ‘Welcome To My Life’? Que trata de cómo las cosas son difíciles y si alguna vez te has sentido así, pues bienvenido a mi vida”. 

El profundo mensaje detrás de "Welcome To My Life" de Simple Plan
Foto: Getty Images

El video de esta rola refuerza la idea que querían transmitir

Esto tiene mucho sentido con lo que Simple Plan estaba pasando en aquel momento. Ellos siguieron el camino del pop-punk que habían forjado bandas como Blink-182 y crecieron viendo a leyendas del punk underground. Muchos de esos músicos de la vieja escuela los veían con cierto desprecio, porque no eran punks true, y “Welcome To My Life” es un gran ejemplo de una canción que se dirige a esos chavos con los que crecieron, que a menudo eran etiquetados como escoria y encontraron una voz en ellos que entendía lo que era pasar por lo mismo.

Para reforzar ese mensaje, la agrupación canadiense filmó el video de esta rola –dirigido por Philip Atwell y quien trabajó con Eminem y 50 Cent– en el puente Heim de Los Ángeles, donde se ve a la banda tocando en medio de un embotellamiento, un homenaje al clip de “Everybody Hurts” de R.E.M. Este concepto se relaciona con el tema: “La idea de estar atascado en un puente y no tener ningún sitio al que ir es la idea principal, la sensación de la canción, así que la agregamos al video”, explicó Chuck Comeau.

Al final, “Welcome To My Life” se convirtió en uno de los mayores éxitos en la carrera de Simple Plan y que sin duda los ayudó a convertirse en una de las bandas más importantes de su generación. Es una infaltable en sus conciertos y todo el mundo la corea en cuanto suenan los primeros acordes de este hitazo. Pero quizá lo más importante es que con esta canción, dieron un mensaje importante que probablemente muchos jóvenes incomprendidos necesitaban escuchar en ese momento. 

Me llamo Jesús pero todos me dicen Chucho. Me encanta la música y sé tocar algunos instrumentos, aunque creo que soy mejor escribiendo sobre las bandas que me gustan. Soy fan de los conciertos y festivales,...

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook