Los creadores de lo que los fiscales llamaron “la mayor red de piratería en España” fueron declarados inocentes en su juicio de esta semana. Así es, el creador del sitio Seriesyonkis —y su primo Peliculasyonkis—, así como los otros tres propietarios de la página web que le daba acceso gratuito al cine y a la televisión a millones de personas alrededor del mundo, fueron absueltos del delito de piratería. 

Los bucaneros digitales… digo, programadores, se enfrentaban a cuatro años de prisión por delitos en contra de la propiedad intelectual.

De acuerdo con El País, la juez que dictaminó esta sentencia absolutoria se basó en dos razones bastante sencillas para darle la inocencia a los creadores de Seriesyonkis. La primera, es que el delito no estaba tipificado —o sea, no existía— cuando el sitio nació en 2007. La segunda fue económica: a pesar de darle “suculentos” beneficios financieros a sus dueños,  la página parecía no haber sido creado con ánimos de lucro.

Alberto García Sola, el fundador de la página, había argumentado que todo esto era solamente un hobby… aunque las autoridades estimaron que cometió un perjurio económico superior a los 546 millones de euros. Algo cercano a los 12 mil millones de pesos.

“La juez ha estimado lo que decíamos, que no se puede mirar el pasado con ojos del presente”, declaró el abogado de los creadores de Seriesyonkis.

Durante la defensa del caso, se ha argumentado que en 2007 —cuando se fundó el sitio— no era ilegal compartir enlaces o links a obras que tuvieran propiedad intelectual. En estos momentos ya está tipificado como delito, pero esa revisión de los hechos no podría ser utilizada en el juicio. Además, según el propio García Sola, él ni siquiera compartía las películas o las series, eran los usuarios.

El chiste es que, entre que son peras y son manzanas o que las autoridades se deciden quién sí tiene la culpa de compartir links a películas de forma gratuita, los cradores de Seriesyonkis podrán seguir navegando en libertad.