En medio de la crisis, van 19 periodistas detenidos en Venezuela Tienes que saber

En medio de la crisis, van 19 periodistas detenidos en Venezuela

La crisis política que actualmente se vive en Venezuela ha dejado ya una cantidad alarmante de muertos y detenidos, entre los que se encuentran periodistas. El pasado miércoles, el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) detuvo a cuatro periodistas. Se trata de Gonzalo Domínguez Loeda —español—, Mauren Barriga Vargas —colombiana—, el fotógrafo Leonardo Muñoz —colombiano— y el conductor José Salas —venezolano—. Todos se encontraban en Bogotá cubriendo las manifestaciones.

Este jueves finalmente el gobierno de Venezuela los puso en libertad. Ninguno estaba en el país de manera ilegal y aún así fueron detenidos y llevados a El Helicoide, prisión venezolana famosa por las torturas que dentro se cometen.

Medios internacionales reportan que los periodistas ya se encuentran en un proceso de deportación a sus respectivos países de origen. El fotógrafo trabaja para la agencia de noticias EFE e inmediatamente que se perdió contacto con él se activó la alerta.

Por medio de su cuenta de Twitter la agencia de noticias informó que los tres reporteros que estaban detenidos ya habían sido liberados y se encontraban con el cónsul adjunto español, Julio Navas. Sin embargo, que se quedarían en Venezuela para seguir informando.


Es importante mencionar que no han sido los únicos. Dos periodistas de Chile también fueron deportados tras su detención.

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela (SNTP) informó que dos periodistas franceses, Baptiste des Monstiers y Pierre Caillé fueron arrestados el martes cerca del palacio de Miraflores. Mismos que tras las exigencias internacionales fueron puestos en libertad después de estar incomunicados.


El secretario General del Sindicato, Marco Ruiz, informó que en lo que va del mes ya habían 40 agresiones en contra de la prensa, de las cuales 19 fueron detenciones mayoritariamente en contra de corresponsales internacionales. Explicó que la deportación no es la solución.

Comenta con tu cuenta de Facebook