Aunque parece que las autoridades se quedarán con la versión de que lo ocurrido el viernes pasado fue un enfrentamiento entre miembros de la policía contra elementos del Cártel de Jalisco, Nueva Generación en la red circula material que ya ha hecho dudar a más de uno.

El primer material es simplemente un testimonial que nos ofrece una visión de cómo sucedieron los hechos del pasado viernes. Se trata de un video supuestamente tomado por uno de los oficiales que participó en el enfrentamiento. En la grabación podemos ver y escuchar cómo los efectivos reciben instrucciones respecto a cómo moverse para contener el ataque que reciben: “¡Al tiro, están disparando para acá!”… bueno, para nosotros no parece nada, pero quizás al momento del intercambio de tiros este consejo es de mucha ayuda.

El segundo material que circula en la red son fotografías tomadas luego de terminado el intercambio de disparos. En las imágenes tomadas en el rancho El Sol, ubicado en el municipio de Ecuandureo, Michoacán se intenta denunciar que supuestamente la escena de los hechos fue manipulada.

Por ejemplo, en una de las imágenes uno de los 42 cadáveres pertenecientes a los aparentes miembros del Cártel de Jalisco, Nueva Generación aparece sólo en trusa y ensangrentado, lo que provocó extrañamiento de la gente en las redes sociales, preguntándose si realmente en esas condiciones hizo frente a las autoridades.

En otra de las fotografías expuestas en diversos sitios de internet, uno de los caídos aparece simplemente tendido en el piso, pero en otra imagen tomada quizás minutos después, a lado ya tiene lo que parece ser una cartuchera.

La imágenes pueden ser observadas en la cuenta de Twitter @La_corrupcion, Advertimos que el material es muy fuerte.

Luego de lo ocurrido el viernes, más de mil elementos –federales y militares- se encargan de reforzar la vigilancia en los límites de los estados de Michoacán y Jalisco. Los efectivos colocan énfasis en la zona fronteriza de estas dos entidades: la carretera Guadalajara-Morelia. Los patrullajes -que se hacen por tierra y aire- pretenden evitar un nuevo enfrentamiento, además de localizar otros lugares que sirvan de resguardo para el crimen organizado, como fue el caso del rancho El Sol, el cual era utilizado por el Cártel de Jalisco, Nueva Generación, como refugio tras los operativos que se implementaron en Jalisco.

@plumasatomicas

*Vía Proceso