No hay tiempo que perder en Los Ángeles. La temporada de la NBA ha terminado con el título de los Raptors, pero los Lakers dieron el primer golpe de cara a la siguiente temporada con la incorporación del pivot Anthony Davis, quien formará una dupla de miedo con LeBron James.

Los Lakers habían buscado a la estrella de los Pelicans desde hace varios meses, sin embargo, la franquicia de New Orleans dio su brazo a torcer a cambio de tres jugadores angelinos: Lonzo Ball, Josh Hart y Brandon Ingram, quien fue uno de los más señalados de la irregularidad de los Lakers en la temporada pasada.

Getty Images

El acuerdo no sólo incluye a estos tres elementos, pues los Lakers cedieron sus tres primeras rondas en el Draft, incluido el número cuatro de acuerdo con Mundo Deportivo que cita al periodista Adrian Wojnarowski, por lo que parecer ser un negocio redondo para ambas escuadras.

Los Lakers acumulan seis años sin entrar a los Playoffs y la temporada pasada caló hondo en el orgullo de sus aficionados, que daban por hecho su regreso a las finales con la incorporación de LeBron James, con quien por momentos hubo un divorcio.

Getty Images

Pese a la incorporación de Davis, los Lakers podrían incorporar a alguien más de gran cartel en la agencia libre y en los sueños de los angelinos se encuentra Kevin Durant, incluso Klay Thompson, quien acompañaría a LeBron en Space Jam, aunque estos planes se podrían venir abajo tras la rotura de ligamento cruzado anterior.

http://instagram.com/sopitasdeportes