La carrera del futbolista mexicano, Joao Maleck, podría truncarse después de verse involucrado en un accidente automovilístico en el municipio de Zapopan, Jalisco, en el que fallecieron dos personas.

De acuerdo con los primeros reportes, el delantero que milita en el Sevilla B, de España, conducía a exceso de velocidad y bajo los efectos del alcohol cuando chocó la parte trasera de un auto en el que viajaba una pareja de recién casados, quienes fallecieron en el lugar del accidente.

El futbolista fue trasladado a las instalaciones de la Cruz Verde, después fue a una clínica privada para ser sometido a estudios para después volver a la Cruz Verde, antes de ser entregado a las autoridades para rendir declaraciones ante el Ministerio Público.

El delantero ahora tendrá que enfrentar el caso, el cual será complicado de evadir, pues el propio presidente municipal de Zapopan, Pablo Lemus Navarro, exigió que se “aplique todo el rigor de la ley para castigar esta irresponsabilidad que acabó con la vida de dos inocentes”, publicó en su cuenta de Twitter.

 

El mandatario lamentó el fallecimiento de la pareja durante la mañana del domingo 23 de junio, y confirmó que el futbolista fue entregado a las autoridades.

“El presunto causante, un jugador de futbol profesional, fue llevado a la Cruz Verde, Las Águilas, por paramédicos y custodiado por elementos de la policía de Zapopan. Después de ser atendido, fue entregado al Ministerio Público para que responda por lo sucedido”, indicó Lemus Navarro.

Maleck, de padre camerunés y madre mexicana, había fichado el año pasado con el Sevilla B, y después de finalizar la temporada regresó a México para pasar vacaciones. Antes del accidente, el propio futbolista compartió un video en un antro de Zapopan pasadas las 3:00 horas del domingo.