Neymar se sometió a los reclamos y abucheos de la afición del PSG tras finalizar el mercado de fichajes y no concretar su salida, aunque después calló bocas con un golazo de chilena en el último minuto que el dio el triunfo al conjunto parisino ante el Strasburgo.

Sin embargo, el brasileño se volvió a echar encima a la afición del PSG con sus primeras declaraciones después de todo este circo en el que dejó claro su compromiso con el club, aunque lo que haga en la cancha no será para complacer a los seguidores.

Estoy acostumbrado a ser abucheado a lo largo de mi carrera. Esta vez, jugaré cada partido como si estuviéramos lejos de casa… Todos sabían que quería irme. Lo dije y lo repetí. No quiero entrar en detalles de lo que pasó en las negociaciones. Cada uno sabe lo que hizo durante este periodo. Se pasa la página. Soy un jugador de PSG y ahora voy a dar todo en el campo“, comentó el delantero.

Durante las negociaciones entre el PSG y Barcelona, se dijo que el propio jugador brasileño pondría de su bolsillo hasta 20 millones de euros y durante el estire y afloja, el sudamericano fue insultado por los propios trabajadores del equipo.

“No necesito que la afición me anime. Me quedo y defenderé a este equipo. La respuesta de la afición es igual. Lo importante es el juego y ganar”, comentó el sudamericano.