Tal vez la cuenta de Twitter MeTooMúsicosMexicanos haya dicho “hasta pronto” al movimiento, pero cierto es que antes de eso, Luis Fara, integrante de Quiero Club, hizo uso de su cuenta de Twitter para decir lo siguiente: 

“Hace muchos años, al mismo tiempo que mi vocación me trajo más atención de la que estaba preparado para recibir, también vino el nacimiento de las redes sociales; una manera de comunicarnos, la mayoría de las veces, sin saber realmente quién está del otro lado de la pantalla.

Mi curva de aprendizaje fue lenta, siendo parte de las primeras generaciones que tuvieron acceso a lo que ya es parte integral de nuestras vidas y me di cuenta que tuve varias actitudes inadecuada. 

Doy la cara públicamente para ofrecer una disculpa y cualquier posible reparación al daño que sin querer haya infligido a quien hubiese lastimado en este proceso. 

Con el corazón en la mano, seguiré enmendando las acciones que en el pasado hayan lastimado a alguien, sumándose con la frente en alto al cambio que la sociedad demanda urgentemente.

 

Ante las declaraciones de Luis Fara, Quiero Club lanzó un comunicado a través de su cuenta de Twitter en la cual dice que tomará distancia de Luis hasta que la situación sea aclarada. En el mensaje dice lo siguiente:

Como banda estamos a favor del respeto a las mujeres, sobre todo siendo Quiero Club liderado por una de ellas. Estamos totalmente en contra de cualquier tipo de abuso, violencia o falta de respeto hacia ellas (las mujeres). Hemos decidido tomar distancia de Luis Fara tanto en lo expuesto en redes se esclarezca.

Reiteramos nuestro apoyo a quienes han sido afectadas por conductas reprobables.

Con esto, Quiero Club se une a bandas como División Minúscula que se mantienen al margen y apoyan al movimiento. Volviendo al tema de #MeTooMúsicosMexicanos, después del suicidio de Armando Vega Gil, bajista de Botellita de Jerez, quien fue señalado en @metoomusicamx por supuestos acercamientos sexuales hacia una menor de edad, la cuenta en Twitter que exponía los casos de acoso, hostigamiento y abuso en el mundo de la música mexicana decidió tomar medidas ante las reacciones y decirle “hasta pronto” a la iniciativa que inundó las redes sociales desde hace más de una semana. 

“Nuestra reacción inicial no fue la adecuada y, por ello, extendemos una disculpa honesta a todos sus allegados, de acuerdo con @metoomusicamx, nunca se incitó al suicidio del integrante de Botellita de Jerez. Asimismo, reforzó las acusaciones contra otros músicos y pide a las usuarias y usuarios que no duden de la veracidad de las denuncias publicadas.