Si ha habido algo inapropiado en esta vida (o por lo menos eso le pareció a mucha gente) fue el desfile que realizaron niñas de 5 a 10 años que aspiraban a llevarse el título de “Miss tanguita” (así es, miss tanguita, no el pequeño sol del verano, la flor más bella del ejido, la princesa de belleza del pueblo, nada, miss tanguita fue el nombre que escogieron los organizadores), concurso realizado en la ciudad de Barbosa, Colombia.

Según personas que estuvieron presentes, las niñas se vieron expuestas frente a adultos, algunos de ellos bajo el efecto de las bebidas alcohólicas… Pero para la alcaldesa del lugar, Rocío Galeano, los de malos pensamientos serán los que critican este certamen, ya que en ningún momento las niñas hicieron pasarela “con un vestido vulgar” sino en trajes de baño. Además, señaló Galeano, el desfile contó con la autorización de los padres de familia (quienes fueron muy “valientes” y no tuvieron miedo de exponer el autoestima de sus hijas ante la aprobación de sus cuerpos en traje de baño por parte de todo el pueblo).

Por su parte, Cristina Plazas, directora General del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, criticó la postura de la alcaldesa y consideró que lo hecho a las niñas atentó contra sus derechos de protección, intimidad y seguridad: “¿Cómo va a ser que un alcalde permita que unas niñas se expongan en traje de baño frente a un público mayor y con bebidas alcohólicas de por medio?”.

miss tanguita1

Aunque todavía no se sabe si Galeano recibirá alguna amonestación por andar permitiendo este tipo de concursos, lo más seguro es que -de menos- en un futuro ya no habrá certamen, ya que, desde distintas instancias, se ha rechazado lo ocurrido la semana pasada en la ciudad colombiana.

“Los concursos de belleza son sanos mientras se siga siendo niña, no hay que desnudarlas para mostrar cuerpos que aún no han cobrado forma, no tiene sentido”, añadió Tilsia Lara, rectora del colegio Berckley School.

Incluso mujeres que ya tienen callo en estos menesteres de los concursos de belleza se pronunciaron en contra de “Miss Tanguita”: “Yo jamás pondría a mi hija con 5 o 10 años a desfilar en traje de baño. La apoyé cuando ella misma decidió que quería modelar, pero todo acorde a la edad”, declaró Zoila Bravo, madre de una joven que desde los 13 años se ha inscrito en certámenes.

Además de irse contra la alcaldesa de Barbosa que podría ser investigada por acciones u omisiones, las autoridades castigarían de forma dura a los padres de las menores, quienes incluso podrían llegar a perder la patria potestad…

Indignación llega después de 20 años

Según la BBC la alcaldesa Galeano asegura que el concurso lleva celebrándose desde hace 20 años. Además autoridades locales aseguran que el concurso no está mal porque “¿qué niña no sueña con ser princesa algún día?” (bueno, ya ven ¿si no puedo ser la princesa de Reino Unido siempre puedo ser Miss Tanguita”).

También argumentan que el concurso busca “incentivar el cuidado del cuerpo y vincular a las pequeñas a causas medioambientales” (pues sí, ¿para qué meter los temas en las escuelas locales?… mejor hacemos un certamen de belleza).

Es más una de las funcionarias, Tatiana Smith, dijo que ella misma había concursado y fue virreina del Miss Tanguita (¿qué otro argumento podíamos sumarle a esto?).

Además, el Festival atrae a 150 mil personas todos los años…eso podría explicar porque nadie decía nada hasta ahora.

Aunque hay que resaltar que el certamen de Barbosa no es el único, en Colombia son muy comunes (parece que el problema podría ser más grande, sobre todo en un país en el que hay problemas de abuso y explotación sexual).

Y bueno, Colombia podría tener problemas más graves que un certamen de belleza infantil, pero tampoco hay que obviar ingenuamente que esto podría estar aunado a otro tipo de problemáticas.

*Vía elheraldo.co