Durante la semana hemos dado seguimiento al movimiento #NoShopultepec dando información del mismo así como una breve explicación de lo que sería el Corredor Cultural Chapultepec.

A un día de la Consulta Ciudadana, siguen surgiendo dudas sobre todo por la credibilidad de la misma, ya que solamente los vecinos de la delegación podrán votar ¿pero y los demás qué?

Al final del día vivamos cerca o no de Chapultepec cualquier cambio que se haga en la ciudad es asunto de todos.

Es por eso que los representantes del movimiento en un debate transmitido desde el Instituto Nacional Electoral pidieron al Jefe de Gobierno Miguel Angel Mancera, sacara las manos del proceso, que detenga el acarreo así como la compra de los votos y que detenga por completo la construcción de esta obra.

El origen de este proyecto tuvo lugar el 19 de mayo, cuando el GDF emitió una declaratoria de necesidad que se publicó en la Gaceta Oficial del D.F, para otorgar una concesión para uso, aprovechamiento y explotación de la Avenida Chapultepec. Tres meses después, el 18 de agosto, se informó que la PROCDMX obtuvo la concesión por 40 años en asociación con un consorcio empresarial privado.

Diversos arquitectos y urbanistas han criticado el proyecto presentado por el arquitecto Fernando Romero, quien es yerno de Carlos Slim Helú, quien también es responsable por el diseño del nuevo aeropuerto para le D.F.

A pesar de la mala planeación tanto urbanística como gubernamental, y los tratos rastreros que se han llevado a espaldas de la ciudadania, una de las mayores razones para decirle no al Corredor Cultural Chapultepec es la privatización durante 40 años de lo que es un espacio público, y conociendo como funcionan las cosas aquí, en menos de los que canta un gallo nos estarán cobrando para poder usar el dichoso corredor.

Así que recuerden mañana ir a votar en la Consulta Ciudadana, así como de participar en la marcha que se esta realizando en estos momentos la cual ha procedido sin percance alguno.