Luego de dos semanas de debate… Macron sí se fregó a los no vacunados: ayer, 16 de enero, el Parlamento aprobó el uso de pase sanitario como requisito para entrar a lugares públicos cerrados, lo cual limita las opciones de sociabilizar de los que se oponen a vacunarse. Y esta vez no habrá excepciones… ahí, por si Djokovic quiere ir al Roland Garros.

Con 215 votos a favor y 58 en contra, la Asamblea Nacional de Francia aprobó de forma definitiva el proyecto de ley que establece como el pase sanitario como requisito indispensable para acceder a lugares públicos como restaurantes, cafés, cines y sistemas de transporte de larga distancia.

Austria y Francia obligarán a sus habitantes a vacunarse con multas y pasaporte COVID
Foto ilustrativa: Getty

Además, en el documento aprobado por el documento que, en los últimos días, se paseó por Asamblea Nacional y Senado francés, se establecen nuevas sanciones para quienes se quieran pasar de listos y presenten un pase sanitario falso. Así, quienes pretendan saltarse el filtro COVID-19, podrían hacerse de un castigo de hasta cinco años de prisión y una multa de 75 mil euros.

La aprobación del pase sanitario se dio frente al incremento acelerado de contagios COVID-19 en Francia (y en el mundo). Algunos de los legisladores que se oponían a la medida acabaron por aceptar que el documento podría disminuir los casos… los cuales están ahora en 300 mil diarios, aproximadamente.

Austria y Francia obligarán a sus habitantes a vacunarse con multas y pasaporte COVID
Foto: Getty

El pase sanitario sustituirá a la normativa que actualmente permitía que los no vacunados pudieran acceder a lugares públicos cerrados presentando una prueba negativa de COVID-19. Ahora no habrá excepciones. El nuevo comprobante validará la aplicación del cuadro completo de vacunación y haber superado la enfermedad en los últimos seis meses, según indica France 24.

Tiene que se cuadro completo, ya que “a partir del 15 de enero, las personas mayores de 18 años que no hayan recibido un refuerzo de la vacuna siete meses después de su última inyección (dos dosis) o estén contagiados por Covid-19 tendrán desactivado su pase sanitario”, señala Le Figaro.

Y claro, las protestas hicieron acto de presencia… pero no fueron suficientes para evitar la aprobación del pase sanitario.

francia manifestantes contra pase sanitario
Foto: Getty

Podría haber drama Djokovic, versión Francia

Aunque hace unos días se preveía que los no vacunados podrían presentarse a competir en eventos deportivos (comprobando no estar enfermos con alguna prueba COVID-19), la ministra de Deportes de Francia, Roxana Maracineanu aclaró que eso ya no podrá ser.

“Tan pronto como se promulgue la ley, será obligatorio ingresar a los edificios públicos ya sujetos al pase de salud (estadio, teatro o salón) para todos los espectadores, practicantes, profesionales franceses o extranjeros”, advirtió la funcionaria.

Ante lo que acaba de pasar con Novak Djokovic en Australia, la ministra fue consultada sobre lo que pasaría con el Roland Garros. Maracineanu recordó a ESPN que el evento es hasta mayo-junio… tiempo suficiente para que cambien las condiciones (del lado del tenista). “Esperamos que sea más favorable. Así que ya veremos, pero claramente no hay exención”.

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook