¿Será que es buena idea combatir los tiroteos escolares en Estados Unidos con más armas? Parece que sí… A partir de este martes en el estado de Florida, algunos maestros tendrán permitido portar armas en los salones de clases como parte del “Programa Guardián”.

Este programa fue creado tras el tiroteo en la escuela secundaria Marjory Stoneman, en Parkland Florida, que dejó 17 personas muertas el año pasado.

Tiroteo en la Secundaria Stoneman de Florida

¿Cómo funciona? 

Para empezar no todos los maestros están obligados a estar armados mientras dan clases ya que no todos los distritos escolares están de acuerdo con la medida.

Aquel que quiera ser voluntario “guardián” debe pasar un examen psicológico y de drogas. Una vez que eso ocurre se tiene que completar un curso de entrenamiento de al menos 144 horas.

Una vez que están capacitados y ya son parte del programa, reciben cerca de 500 dólares por participar.

De acuerdo con el Departamento de Educación de Florida, actualmente solo 39 condados del estado participan en el programa, sin embargo las autoridades tampoco rastrean cuántos maestros llevan armas.

Esta polémica ley fue aprobada después de un duro debate y polémica en mayo pasado en el Congreso de Florida.

La idea no es nueva 

Unos días después del tiroteo, el presidente Donald Trump se reunió en la Casa Blanca con estudiantes sobrevivientes y un padre de familia que perdió a su hijo.

Después de escucharlos, Trump sugirió armar a los maestros para evitar masacres como la ocurrida.

“Si tuvieras un profesor que fuera experto en armas de fuego, bien podría terminar el ataque muy rápido” señaló reconociendo que la sola idea sería muy controvertida.