En tiempos de la austeridad republicana, aún sigue pendiente el tema de los salarios de los funcionarios y el límite establecido por el Congreso para que ninguno de ellos pueda ganar más que AMLO. En este contexto, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ordenó a los legisladores que aclaren los parámetros para calcular el salario del presidente del país y, por ende, el de todos los trabajadores de la función pública.

Con ocho votos en contra de tres, la SCJN invalidó dos artículos de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos,  ya que —ojo aquí— no toman en cuenta los parámetros objetivos para fijar el salario de AMLO. Es decir, los ministros consideraron que los legisladores establecieron la norma de manera arbitraria.

Lo que respondió la Corte

¿Y ahora?, ¿qué va a pasar? Pues en los primeros 90 días del periodo ordinario que viene, el Congreso tendrá que echarle un ojo a las omisiones marcadas por la SCJN en los artículos 6 y 7 de la Ley de Remuneraciones de los Servidores Públicos.

Se supone que estos artículos sólo reproducen el mandato del artículo 127 de la Constitución —que vale la pena recordar, señala que ningún servidor público puede ganar más que el Ejecutivo— y no detallan los elementos que la Cámara de Diputados tomó en cuenta para aprobar el salario del presidente —una reducción de tres millones a 1.6 millones de pesos netos anuales.

Con este revés, la Corte aún tiene que analizar ocho controversias promovidas por sectores autónomos que impugnaron el tope del salario del presidente. Por lo pronto, la SCJN también anuló los artículos 217 Bis y 217 Ter del Código Penal Federal… que sancionaba a los funcionarios que recibían remuneraciones superiores a las establecidas por la ley y todo por impresiones en su redacción. Además, en cuanto a los préstamos y créditos que los funcionarios públicos reciban, estos no podrán ser considerados como parte de sus remuneraciones —ya que estos gastos corren a cargo de los políticos.

Ante este revés, falta la respuesta del Congreso en las sesiones ordinarias.

**Foto de portada: Cuartoscuro.

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook