Más allá de sus ya conocidas obligaciones, la familia real tiene sus propias pasiones y pasatiempos. El príncipe Felipe no era conocido como un apasionado del deporte, pero sí practicó algunas disciplinas cuando era joven y asistió a los eventos más importantes del Reino Unido.

El duque de Edimburgo falleció este 9 de abril, a los 99 años de edad. Durante décadas, nos acostumbramos a verlo en torneos como Wimbledon, que cuenta con un arraigo muy importante en la realeza.

Cricket, polo, futbol y tenis: Los acercamientos del príncipe Felipe al deporte
Foto: Wimbledon

Sin embargo, sus gustos se inclinaban mucho más hacia el cricket y el polo, mismos que lo llevaron a destacar en giras internacionales y eventos benéficos. Además, era bien sabido que disfrutaba asistir a las carreras de caballos.

Esta afición no era tanto por la actividad, sino por los animales. El príncipe Felipe acudió varias veces a los hipódromos con la reina Isabel, e incluso disfrutaron de las pruebas hípicas en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Por supuesto, la pareja también estuvo en el recorrido de la antorcha y las ceremonias de la justa. El 28 de julio, asistieron a la villa olímpica y el duque dialogó con varios atletas, como el velocista jamaicano Asafa Powell.

Cricket, polo, futbol y tenis: Los acercamientos del príncipe Felipe al deporte
Getty Images

Décadas antes, concretamente en el año de 1956, el príncipe encabezó la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Melbourne. El ajustado presupuesto de aquella justa, provocó que se llevara a cabo en el Melbourne Cricket Ground y los invitados de lujo fueron los miembros de la realeza.

No era fan, pero asistió a Wimbledon

A pesar de que el príncipe Felipe no era fiel seguidor del deporte blanco, asistió a 6 ediciones de Wimbledon. En 1957, entregó el trofeo de campeón en singles a Lew Hoad y en 1960 hizo lo propio con Neale Fraser.

Su última visita al All England Lawn Tennis Club fue en 1977. Junto a la reina, celebró el aniversario número 100 del torneo más tradicional del circuito y único Grand Slam que se juega sobre hierba.

Foto: Wimbledon

¿Y en dónde queda el futbol?

La Copa del Mundo de 1966 es la única que ha organizado Inglaterra. La Final se disputó en el mítico Wembley entre Inglaterra y Alemania Federal, que empataron a 2 en tiempo reglamentario y en tiempos extra, los locales se pusieron en ventaja con un polémico gol de Geoff Hurst.

El marcador terminó 4-2 a favor de los ingleses, que recibieron el trofeo de las manos de la reina Isabel. A su lado, como ya era costumbre, se encontraba el duque de Edimburgo.

Una de las apariciones más recordadas del príncipe Felipe en el mundo del deporte, es la inauguración del Emirates Stadium, casa del Arsenal. El 26 de octubre de 2006, asistió al inmueble, conoció a jugadores, directivos y aficionados de los Gunners.

Por cierto, todos los partidos de la Premier League contarán con un minuto de silencio previo al silbatazo inicial en memoria del duque de Edimburo.

Cricket, polo, futbol y tenis: Los acercamientos del príncipe Felipe al deporte
Getty Images

Escribo de deportes en Sopitas.com. Estudié en la UNAM y luego pasé por PressPort y la Agencia Notimex. Veo futbol como si me pagaran por ello, pero también soy fan del beisbol, el tenis y la Fórmula... More by Fernanda González

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook